Madrid y Barcelona, dispuestas a sumar fuerzas para reactivar el turismo

Martínez-Almeida participa junto al exalcalde de Barcelona, Jordi Hereu, en el 11º encuentro del foro Salvemos el Turismo organizado por Grupo Hotusa
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El reto está en noviembre. El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha dejado en claro este martes que no será hasta que pase el puente de la Constitución cuando se sepa a ciencia cierta si la capital ha salvado el año en materia turística. Además, el primer edil ha recordado que la ciudad trabaja para recuperar el turismo “empezando por el nacional”. Almeida ha depositado su confianza en la Unión Europea para que que articule la reapertura de la movilidad entre los 27 países, conforme avance la campaña de vacunación.

Almeida ha intervenido este martes en el 11º encuentro del foro Salvemos el Turismo organizado por Grupo Hotusa. Además del popular ha intervenido el exalcalde socialista de Barcelona Jordi Hereu (2006-2011). El evento, que fue presencial, estuvo moderado por el exdirector de La Voz de Galicia y Abc Bieito Rubido

El pistoletazo de salida en el seminario lo dio el director general y consejero delegado del Grupo, Amancio López Seijas, que puso sobre la mesa una de las muchas paradojas que ha dejado la pandemia: “Antes era la gente la que iba a un lugar por trabajo, ahora es el trabajo el que va a donde está la gente”, señaló en relación con el fenómeno del teletrabajo. 

Resultados en el segundo semestre

Hereu, que ahora preside la consultora IdenCity, ha reconocido que las grandes ciudades se deberían replantear cómo venderse como un destino atractivo y sostenible después de la pandemia: “Es evidente que tenemos que hacer una reconstrucción intentando mejorar distintos temas como la masificación en algunos distritos o barrios”.

Martínez-Almeida recibió los argumentos del catalán y amplió que, en el caso madrileño, se trabaja en una oferta digital de Madrid. El regidor ha avanzado que la capital pretende dar seguimiento a los turistas desde el momento en el que se deciden por viajar a la ciudad. Por otro lado, el alcalde destacó la importancia de la próxima semana, con el inicio de la Feria Internacional de Turismo (del 19 al 23 de mayo) en IFEMA, un complejo que se convirtió en un hospital de campaña en lo peor de la pandemia durante 2020. 

Almeida
El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, durante su intervención en el foro Salvemos el Turismo

En todo caso, Martínez-Almeida ha insistido en que los resultados de las decisiones que se tomen desde las ciudades se podrán medir solamente a partir del segundo semestre de 2021. Todos los caminos llevan al Puente de la Constitución, donde Madrid espera que los datos de movilidad comiencen a revertirse y, en menor medida, asemejarse a 2019.

Cuando Rubido le preguntó a los dos políticos si sería necesario trabajar en un paquete turístico Madrid-Barcelona, ninguno de los dos dudó en considerarlo como una opción. Hereu, que gobernó la capital catalana en los años de la crisis de 2008, lo dejó más que claro: “Claramente deberíamos paquetizar. Nosotros, por ejemplo, recibimos más turistas internacionales y en Madrid, nacionales. Habría que dinamizar el flujo entre estos dos ejes”.

Un modelo madrileño de cogobernanza

Para Barcelona el bum se dio después de los Juegos Olímpicos. Gran parte del éxito después de 1992 fue el modelo barcelonés de cogobernanza con la inversión privada para potenciar el turismo. Un consorcio bicéfalo con integrantes del Ayuntamiento y de las cámaras de comercio. 

Madrid tuvo un efímero intento en los años de la alcaldesa Ana Botella (2011-2015) sin lograr consolidar un modelo similar al barcelonés. Bieito aprovechó la ocasión para recordárselo a Almeida, que no negó que la experiencia quedó a deber. Pero adelantó que hay una propuesta que se tiene trabajada con la Comunidad y que, ahora con las campañas terminadas, se regresará al punto donde quedaron las conversaciones. 

El alcalde de Madrid ha destacado “la situación privilegiada” que vivía Madrid antes de la pandemia superando los 10 millones de visitantes, en su mayoría españoles. Almeida coincidió con Hereu en que se debe trabajar en ampliar la base de visitantes a otros mercados, como el chino. Además de redoblar los esfuerzos con las llegadas desde Latinoamérica.

Martíenz-Almeida ha cerrado el encuentro ensalzando al sector turístico: “Ha hecho un ejercicio de resiliencia impresionante. Cuanto antes salga adelante, más pronto saldremos de la crisis los españoles”. 

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Deja un comentario

ZONA VIP

Accede a tus contenidos exclusivos

ZONA VIP

Accede a contenidos exclusivos

Suscribete a nuestra newsletter semanal