Publicaciones

Anuario de la innovación en España 2020

Cuando los ingresos que genera la primera industria de un país caen un 74,5 por ciento en un año, la situación hay que definirla como catástrofe. Esto es exactamente lo que ha vivido la economía española en 2020. La economía española en general y el sector Turismo en particular han sufrido una crisis sin precedentes. De unos ingresos cercanos a los 92.000 millones de euros en 2019 a 19.739 para ser exactos.
Naturalmente, el hecho está producido por un descenso del número de viajeros extranjeros que pasaron de un record de 84 millones a 18,9, un 77 por ciento menos. Unos datos escalofriantes y un sector al que, posiblemente por la magnitud del desastre, se le ha prestado escasa ayuda para mantener las esperanzas de rehabilitarse.
Con este panorama, la reconversión está servida y mal haríamos si no se aprovechara. De estas situaciones tan negativas hay que extraer nuevas posibilidades de futuro y en ello nos consta que está en el sector, tanto privado como público. No es una locura afirmar que la solución vendrá de la mano de la innovación.
Y cuando hablamos de innovación lo hacemos en sentido amplio. Desde aprovechar la tecnología existente y la que está naciendo en estas semanas y meses de pandemia, como las nuevas ideas encaminadas a la transformación del negocio. Estamos en el fin de una época y el turismo no será ajeno al cambio.
El cómo será no lo sabemos todavía, pero a la transformación que ya se estaba produciendo hay que sumar el efecto que tiene la pandemia en el futuro y hasta qué punto el factor incertidumbre cuenta a la hora de tomar decisiones. En la entrevista con Oscar López, presidente de Paradores Nacionales, resalta la alta ocupación de turismo nacional en una parte de la temporada. Puede ser una tendencia, pero es evidente que a España lo que le interesa es volver a esos ingresos de 2019 dejados por el turismo de fuera.
Sobre los cambios profundos que se preparan, hay datos que conviene tener en cuenta, como este que apunta el sociólogo y economista Mauro F. Guillen, profesor en la Wharton School de la Universidad de Pensilvania, en su libro “2030” . “En los próximos años, la clase media en los países emergentes crecerá en 1.000 millones de personas y el turismo no les será ajeno”.
También las grandes tendencias que se aventuran para este año afectan al turismo, empezando por los medios de transporte, la incidencia del 5G, las barreras sanitarias, el previsible “numerus clausus”, el efecto del teletrabajo y otros muchos que hacen cambiar el panorama en un ajustado límite temporal con el efecto que tiene el tema.
Por eso, ponemos nuestro granito de arena en recuperar un sector esencial para la economía española. En un recorrido que hacemos por todo el país, hemos encontrado innovaciones, muchas de ellas sin poder ponerse en marcha por culpa del virus. Destaca la digitalización, pero también las formas de ver el turismo. Esperemos que con la remisión de la pandemia y las medidas que se han venido tomando, el gran sector recupere toda su vitalidad y, desde el segundo semestre, 2021 sea un año para la recuperación y seguir por el camino de la innovación, olvidando un 2020 tan aciago.

Hace un lustro que la ONU aprobó los denominados Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que, en resumen, deben establecer una nueva sociedad. Una sociedad que, a pesar de ser nueva, podría resumirse en la frase de un filósofo que murió hace 343 años. “Aquellos que están gobernados por la razón no desean para sí mismos lo que tampoco desean para el resto de la humanidad”, escribió Baruch Spinoza, pensador de origen sefardí nacido en Ámsterdam.
No es casualidad que con esta frase abriera el psicólogo Steven Pinker su En defensa de la Ilustración, un libro publicado hace dos años y que, como todos los grandes libros, nos empujan a la reflexión tanto si coincides con el planteamiento del autor como si no. El caso es que, queriendo o no queriendo, Pinker dibujó un sumario que se parece mucho a esos 17 ODS a los que hemos dedicado este Anuario de la Innovación en España 2019, buscando ejemplos en todas las comunidades autónomas que reúnan características que identifican cada uno de los ODS con la innovación, concepto que engloba buena parte de ese cambio en el que estamos inmersos.
Esto nos ha llevado a hacer un paréntesis en nuestro intento de continuar con una serie iniciada hace dos años para describir, comunidad por comunidad, cómo afrontan la innovación desde un concepto global que recogen, en casi todos los casos, estos objetivos.
Abre el Anuario el ministro de Ciencia e Innovación, Pedro Duque, el español más cercano que ha visto el planeta desde el espacio. No podía ser de otra manera. Es la ciencia la que puede salvarlo. Y será la innovación si el resultado es positivo. El reto no es fácil. Nos comentaba a un grupo de amigos en una reciente reunión el prestigioso paleantropólogo Juan Luis Arsuaga, para que nos hiciéramos una idea del reto que tenemos por delante, que el 96 por ciento del peso del mundo animal que soporta la Tierra es el de los humanos y sus animales domésticos, algunos de los cuáles, nos los comemos. El resto, un ínfimo cuatro por ciento, lo ponen los elefantes, ballenas, boas, tiburones, leones y ese largo etcétera que todavía sobrevive.
Nos habló de cómo los mares están esquilmados y hablamos de cómo puede ser nuestro futuro. Cada uno que busque su respuesta. Por eso invitamos a una persona que, como Ana Botín, había visto muy cerca y no hace mucho tiempo el efecto del cambio climático cuál fue su reacción al ver de cerca el cambio que se está produciendo: “Ver en persona el hielo derritiéndose (…) fue una experiencia que me hizo reafirmar la responsabilidad que tenemos todos…”, escribe. Lo dice una de las personas más poderosas del planeta desde la presidencia de la primera entidad financiera española, el Banco Santander, una empresa global con presencia en diferentes países con miles de empleados y que destaca por su actitud innovadora en un negocio sometido ahora a un cambio brutal.
No es todo el Anuario ODS pero sí innovación desde diferentes puntos de referencia. No podía faltar una entrevista con el Premio Nobel de Química Mario Molina, precisamente por sus trabajos sobre la capa de ozono; y, tampoco podía faltar un ejemplo de cómo se transforma un territorio, en este caso de la mano de Telefónica, o la arquitectura de la mano de la Norman Foster Foundation. Tampoco la robótica a través de una de nuestras mujeres más brillantes, como es Concha Monje, premio Ada Byron y especialista en robótica; las Fuerzas Armadas en temas de liderazgo o cómo se abordan todos los retos enunciados en un territorio próspero como Madrid, sede de miles de instituciones innovadoras. Como siempre, intentamos hacer un Anuario para leer.

Anuario de la innovación en España 2018

Abre este Anuario de la Innovación en España 2018 José Luis Bonet, Presidente de la Cámara de Comercio de España, que se ha caracterizado en su largo recorrido empresarial por ser consciente de la necesidad que hay de que las empresas españolas compitan en el exterior y que abracen la innovación como una de las soluciones más importantes a tener en cuenta. Calidad y capacidad para competir es una receta que, normalmente, lleva al éxito.
Destaca en su artículo una necesidad que es absoluta cuestión de Estado como es la necesidad de que las pymes españolas aumenten su tamaño para abordar procesos de innovación porque con recursos escasos poco se puede hacer por mucha imaginación que se le ponga. La Investigación y el Desarrollo suponen un cierto riesgo, pero no por ello deben dejarse de lado. El resultado es la Innovación, que no es otra cosa que el éxito en el mercado.
Bien lo sabe María Ángeles Martín Prats, la brillante ganadora del Premio Ada Byron 2018, que otorga la Universidad de Deusto para premiar a una mujer científica destacada. Física y doctora en Ingeniería, después de investigar y que otras empresas se beneficiaran de su estudio, investigación y trabajo, decidió poner en marcha un empresa que ya empieza a tener éxito. Una pyme dedicada a la aviónica que ahora inicia la fase de construcción y venta de sus productos y que competirá con primeras firmas mundiales.
Es buen ejemplo de por dónde tiene que ir la política de las administraciones: favorecer el crecimiento de empresas que, como SkyLife Engenieering tienen la voluntad y necesidad de desarrollar nuevos productos, puedan acudir de forma rápida a una financiación adecuada para el desarrollo, pruebas y fabricación de sus productos. Si no la tiene, su futuro estará escrito y no es esa historia la que queremos para la empresa que ha fundado esta sevillana que desafía las barreras que tienen, en muchos casos, las mujeres para poder acceder a ciertos trabajos: “si quieres llegar lejos, haz cosas difíciles”. Todo un reto para particulares y empresas en cualquiera de los ámbitos de actividad.
Con las premisas que destacamos en el artículo y entrevista de los personajes citados, desembocamos en el capítulo que dedicamos a las distintas comunidades autónomas, donde reside buena parte de la normativa que regula la innovación en España y hay curiosos ejemplos de todos los ámbitos y tamaños. Desde el esfuerzo que hace el Instituto de Fomento Aragonés por crear un núcleo innovador en Aragón hasta la pequeña empresa de Tenerife Spalopia, una iniciativa más de dos jóvenes emprendedores canarios, pasando por ese proyecto de éxito que ya es Barcelona Tech City o los fogones de Manuel de la Osa en un lugar de la Mancha, en nuestro homenaje anual a la gastronomía y creadores españoles, uno de los puntos más internacionales de la innovación española.
Y hablamos en este Anuario también de Madrid. Un Madrid nuevo que ha escalado posiciones en la consideración internacional como centro de negocio, aventuras empresariales, investigación, desarrollo e innovación. Madrid empieza a ser considerado como un sugerente centro del ecosistema innovador mundial con características muy a tener en cuenta. Empieza a tomar forma ese gran HUB del sur de Europa, en este caso muy centrado en los servicios, las TIC y los datos, que destacan por encima de la manufactura.
Esta dirección hay que tenerla muy en cuenta. La acumulación de talento y conocimiento llama a más talento y conocimiento y eso es lo que hace importante a un ámbito geográfico como lo puede ser en este caso la Comunidad de Madrid. Desde la almendra central a su entorno en otros municipios, incluso en otras comunidades y provincias que rodean Madrid, empieza a notarse este efecto multiplicador que tiene la actividad relacionada con la Investigación, el Desarrollo y la Innovación.
Empresas llaman a empresas y eso está pasando en Madrid y su entorno, constituido por el denominado Corredor del Henares o municipios como Las Rozas, en el noroeste; Alcobendas, que acumula más de 500 multinacionales; San Sebastián de los Reyes o Colmenar Viejo en el norte; y, cómo no, el eje de Getafe, Alcorcón y Móstoles que recorre de sur a este otro foco de concentración empresarial, estudios, investigación y creación de riqueza con las universidades, sus parques científicos y aceleradoras a la cabeza.

Anuario de la innovación en España 2017

El Anuario de la Innovación en España cumple su primer lustro con una edición que podemos calificar de excepcional por su contenido. Lo abre José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica, primera empresa nacional en materia de innovación y segunda empresa de Europa que más la apoya y que más colabora con startups, según la Comisión Europea, como el mismo recuerda. Acelerar a más de 1.700 empresas, invertir en casi 800 proyectos empresariales que se inician y haber cerrado acuerdos con más de 150 socios en todo el mundo, merece la atención y reconocimiento de todos. Telefónica lo hace y ganamos todos.
Ya el año pasado invitamos al presidente de CEOE, Juan Rosell” a que abriera este Anuario, decididos como estamos, a ser una tribuna desde la que los principales actores de la innovación transmitan el porqué de la necesidad de la misma. Damos prioridad a la empresa, pero no nos olvidamos de que tiene que ser el sector público, con sus responsables al frente, quien ponga el marco adecuado para el desarrollo eficaz y veloz de la creación empresarial, la investigación y el desarrollo, que son las bases del impulso innovador.
Por eso hemos invitado también al presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, a que encabece una serie de páginas que intenta describir, al menos someramente, uno de los esfuerzos más interesantes que se están desarrollando en la actualidad en España. Premio Nacional de Innovación por diferentes conceptos en los últimos años, Galicia es un buen ejemplo de decisión política es este aspecto. Hay muchas dificultades, pero en eso consiste el reto político.
Hablamos de un territorio tradicionalmente mal comunicado, que sufrió una reconversión industrial dura hace ya tres décadas, con una demografía preocupante y que había que recomponer de forma profunda. Muchos de los resultados están por llegar pero eso no es malo. El medio y largo plazo son los ámbitos en los que nos tenemos que mover cuando hablamos de innovación.
Galicia es un ejemplo porque cuando el objetivo está claro surge la estrategia más fácilmente y es ese estadio donde tiene que aparecer la colaboración entre sector público y privado. Es ejemplar el esfuerzo que está haciendo la Xunta para ordenar un programa de compra pública innovadora; como lo es, también la colaboración con las grandes empresas transversales que existen, entre ellas Inditex, Gas Natural Fenosa, R Telecomunicaciones, ahora participada por Euskaltel y, como no, el Grupo automovilístico PSA.
Estas empresas han generado en su entorno un ecosistema empresarial que hay que alimentar con nuevas incorporaciones en otros frentes. Hay que centrarse en temas porque los recursos son limitados y hay una creencia generalizada de que se está haciendo bien. En las 60 páginas que le dedicamos no están todos los que hacen innovación, pero si son todos los que están. No se nos han olvidado y a ellos les dedicaremos atención en próximos anuarios y se lo dedicamos ya a través de innovaspain.com, pero sí considerábamos importante reconocer este esfuerzo y poner en él el foco de atención. Donde se hace innovación hay futuro.
Naturalmente, no nos hemos olvidado del resto de comunidades con ejemplos muy señalados y diversos, como tampoco de algunos de los casos de éxito de 2017 y de las opiniones de referentes importantes y singulares. Las entrevistas con dos personas galardonadas con el Premio Nobel y con el presidente de la Fundación que los otorga nos acercan a esa internacionalización que preside la innovación, que no deja de ser un fenómeno social.
Los ejemplos que damos, como los de otros años, nos avalan para decir e insistir que la innovación no hay que considerarla solo tecnológica pero que es éste uno de sus pilares básicos. Fuera de ella, lo que nos toca es adaptarnos y aprovechar las posibilidades que brindan esa internacionalización y globalización de las que hemos hablado. Espero que sea útil.

Anuario de la innovación en España 2016

Abre este Anuario el Presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) Juan Rosell. No es casualidad. Los datos dicen que por primera vez es el sector privado, las empresas, el que tira del carro de la innovación.
Sin duda es el resultado de la crisis. Las exportaciones han batido records y las empresas que las hacen también. Hay varios factores que lo explican y uno de ellos es la innovación.
Es verdad que las cifras oficiales del INE han reflejado una caída que todos esperamos olvidar lo antes posible. Añoramos aquellas cifras que por primera vez nos acercaban, en porcentaje, a las que destinan los países más desarrollados e innovadores. Igual que en todos ellos, a la labor de las administraciones le acompaña un esfuerzo empresarial de mayor calado. Esa conjunción es la que funciona en el campo de la investigación, el desarrollo y la innovación en general.
En España por fin se ha dado, no tanto en las cifras como en la voluntad de muchos.

La innovación turística ha sido el tema elegido por José Manuel Soria, ministro de Industria, Energía y Turismo para abrir la presente edición; un texto seguido de diferentes entrevistas con personajes relevantes del tejido empresarial y emprendedor (David del Val, presidente de Telefónica I+D, Cristina Garmendia, presidenta de Fundación COTEC, el gurú de la innovación y profesor del Babson College Jay Rao, Fernando Bayón, director de la Escuela de Organización Industrial o Kike Sarasola, fundador de Room Mate Hotels). El segundo bloque supone un recorrido por España en el que el quipo de redacción ha conocido sobre el terreno a los protagonistas de la innovación en las diferente regiones del país, además de dar voz a las iniciativas más importantes del año en 17 reportajes de fondo. La tercera parte de la publicación la componen más de 40 casos de éxito de la empresa española durante los últimos meses explicados en primera persona por un responsable de la compañía. La publicación se cierra con un amplísimo Directorio de la Innovación que incluye cerca de un millar de referencias públicas y privadas.

Máire Geoghegan-Quinn, Comisaria europea de Investigación, Innovación y Ciencia abre el Anuario de la Innovación en España 2014 . “Sabemos que invertir en investigación e innovación significa crecimiento y empleo”, dice Máire Geoghegan-Quinn, idea que corrobora también la Secretaría de Estado de I+D+i Carmen Vela al recordar que, “los países que apuestan firme y persistentemente por la innovación tienen una economía más preparada para superar las dificultades”. Pedro Luis Uriarte, fundador de Innobasque: según el INDEZEA, Índice Vasco de la Innovación, “la innovación contribuyó en más de un 70% al crecimiento de la productividad entre los años 2004 y 2007 en el País Vasco”. Xabier Trías, Alcalde de Barcelona, explica por qué le han concedido el galardón que señala la Ciudad Condal como la más innovadora de Europa. La pregunta con la que abre su artículo la Presidenta de Siemens España Rosa García: ¿qué país queremos ser? Frente a la posibilidad, más fácil, de ser la “China de Europa” plantea una vía alternativa: “un camino más pedregoso y árido al principio, pero con un valor de futuro mucho mayor. Se incluyen 804 referencias sobre diferentes instituciones públicas y privadas relacionadas con la Innovación, incluyendo al continente americano. El Anuario de la Innovación en España 2014 aporta un centenar de proyectos de innovación elegidos por las distintas comunidades autónomas y por las casi un centenar de empresas punteras de diferentes sectores.

El primer Anuario de la Innovación en España, proyecto pionero, diseñado y desarrollado por el equipo de redacción de innovaspain.com, bajo la coordinación del periodista Carlos Díaz Güell. Editado por Novus Innovación Digital, el Anuario cuenta con la colaboración del Ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos. Incluye entrevistas con Juan Miguel Villar Mir -presidente de OHL y de COTEC- el filósofo Daniel Innerarity -recientemente galardonado con el Príncipe de Viana- o María Luisa Poncela, directora general de Innovación y Competitividad, además de la exposición de más de un centenar de casos relevantes en la innovación española durante el último año, así como artículos de opinión de Íñigo Segura, director general de Fedit, Luis Mora, director general de PharmaMar (Grupo Zeltia) o Fernando Bueno, director de organización de Mutua Madrileña. Cada una de las Comunidades Autónomas españolas cuenta con un capítulo específico que recoge artículos de consejeros, entrevistas con empresarios y una amplia exposición de empresas innovadoras. La publicación, de 160 páginas, se cierra con un amplísimo Directorio de la Innovación que incluye cerca de un millar de fichas.

¿Qué es innovar? es algo más que una pregunta. Es un desafío empresarial, un conjunto de retos personales implicados en un proyecto, es un proceso y un resultado de éxito medido en valor. Es, y eso es lo más importante, el intento de dar una dimensión aproximada al enorme reto que significa la adaptación de la sociedad en su conjunto a las nuevas épocas que nos va marcando el propio proceso innovador. “Sin innovación no hay futuro”, nos dice Pedro Luis Uriarte, una de las personas que más han destacado en España por difundir el espíritu de la innovación y el primero en contestar a la pregunta que da sentido a esta edición.
Con él, más de 100 personajes han contestado a lo largo de dos años, los primeros de innovaspain.com, a esta pregunta que, filosóficamente hablando, tiene una paradoja por respuesta: la innovación, que es una meta, es también el inicio; algo así como la eterna e inacabada carrera entre Aquiles y la tortuga.
Es la innovación la que precisamente pone fin, de forma constante, a ese dilema: mientras que los dos siguen en el mismo punto después de recorrer una distancia infinita, la historia dice que la sociedad se ha modificado para adaptarse a las propias necesidades de la permanente inquietud del cerebro humano.