Rodrigo Echenique Santander

SANTANDER. En la última jornada del encuentro sobre economía digital de Ametic y Banco Santander, el presidente del Santander en España, Rodrigo Echenique, ha apostado –“para mejorar los productos y servicios”– por una regulación igualitaria entre sectores. Asimismo, ha defendido el papel de su compañía y la necesidad de que todas las empresas europeas se enfrenten a la digitalización para no quedarse atrás ante la competencia.

“¿Qué hacemos? No es fácil en este entorno saber con certeza cuál es el siguiente paso que tenemos que dar. Según el fallecido Stephen Hawking, hay que adaptarse a los cambios. Los mas inteligentes son esos, los que se adaptan en cualquier momento. En los últimos 162 años hemos intentado serlo. Nuestra estrategia es ser la mejor plataforma digital de servicios financieros. Contamos con activos muy relevantes. Hemos invertido 20.000 millones de euros en digitalización en los últimos cuatro años”, ha defendido . 

“La digitalización nos va a permitir mejorar la eficiencia. Queremos ofrecer una visión para el cliente en el que pueda comprender todos sus datos. Queremos competidores que ofrezcan servicios financieros y no financieros. En Banco Santander creemos en la competencia porque es el motor del cambio y de la innovación”, ha asegurado. Para él, la transformación digital es una realidad a la que ya se están enfrentando “y si demandamos algo es un banco de competencia justa para el entorno digital”. 

La línea principal de su discurso ha sido hacia la regulación. Según Rodrigo Echenique, “todas las empresas deben tener la misma oportunidad de innovar bajo las mismas reglas del juego. Lo importante es que todas las empresas y todos los sectores puedan digitalizarse para dar mejores productos y servicios”. El presidente de Banco Santander España ha asegurado que, para ellos, “es clave un marco regulatorio para este entorno digital. Tenemos la obligación de dar datos sin reciprocidad. Lo hemos asumido pero, con consentimiento del cliente, se puede mejorar esa regulación para mejorar los servicios”.

“Para que esto no sea un lastre de la innovación hay que mejorar ciertos aspectos. La banca está sujeta a mayores regulaciones que otros sectores en digitalización y hay que equilibrarlo para que los clientes puedan vivir mejor”. En resumen: misma actividad, mismas reglas en el tratamiento de los datos, en la fiscalidad. “En un mundo digital se debe pagar la parte de impuesto allí donde se genere valor. Solo así será algo justo”, ha opinado. 

“En esta legislatura nos enfrentamos a la digitalización de todas las empresas europeas. Demasiadas tareas, mientras que China y Estados Unidos ya están masivamente en estas tecnologías. No nos podemos permitir quedarnos atrás en Europa, hay que aprovechar las nuevas tecnologías”.

Por otro lado, Rodrigo Echenique ha declarado que el sistema educativo español se encuentra ante el reto de transformar la sociedad digitalmente. Y ha sacado pecho: “Ya no basta con pensar los pasos que hay que dar hay que echarse a andar. Casi diría que a volar. El mundo va cambiando, lo diferencial de este momento es la velocidad del cambio. Hablamos del futuro de los jóvenes. La revolución tiene que ser digital y tenemos que educarlos en las disciplinas del futuro. Desde el año 2002, invertimos 1.700 millones de euros en becas. Tampoco podemos esperar en temas como la diversidad, la lucha por la desigualdad o la lucha contra el cambio climático”.

Así, por mucha digitalización, robótica o inteligencia artificial que haya “no queremos cambiar la relación de confianza con los clientes. Nosotros vendemos confianza y si eso se rompe puede ser irreparable. Hoy, como antaño, el cambio es tan retador como ilusionante”, ha concluido. 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here