Jordi Torras, CEO y fundador de Inbenta

Junto con su hermano, Jordi Torras fundó SBD en Barcelona a finales de los noventa, una empresa de servicios profesionales que contaba con unos 200 consultores en 2004 y que fue adquirida por la compañía francesa Alten Technologies.

Puso en marcha Inbenta en 2005 para ayudar a las empresas a mejorar las relaciones online con sus clientes mediante el uso de tecnologías revolucionarias como la inteligencia artificial y el procesamiento del lenguaje natural. Desde 2012 vive en California, desde donde dirige una compañía que ha seguido creciendo en Europa, EE. UU., América latina, Japón y Australia.

1. A lo largo de su trayectoria profesional, ¿qué decisión ha tomado que haya tenido como consecuencia un mayor grado de innovación?

Tras varios años en Inbenta trabajando en el mundo de la consultoría, desarrollo de software a medida para empresas y reventa de software de terceros, decidimos saltar al desarrollo de producto basándonos en modelos teóricos de procesamiento de lenguaje natural y en los últimos avances en inteligencia artificial. Fue una decisión estratégica arriesgada, puesto que desarrollar producto propio limita muchísimo la flexibilidad con la que puedes ofrecer soluciones a tus clientes, aunque te da la capacidad de alcanzar economías de escala que no son posibles con la consultoría o servicios profesionales. 

2. ¿Cuáles son las claves para culminar con éxito un proceso innovador?

En el terreno del software, yo creo que la clave del éxito en la innovación es poder crear un ciclo continuo de creación de prototipos, verificación con situaciones reales lo más pronto posible y desarrollo modular y bien documentado. 

En un espacio en el que las tecnologías avanzan rápidamente, poder sacar al mercado un producto que aporta innovación lo antes posible, aunque sufra de errores y falta de funcionalidad, te da la capacidad de corregir y adaptar tu software a las necesidades del mercado. Al mismo tiempo, es importantísimo desarrollar bajo los mejores estándares de ingeniería del software y documentación, para no caer en la trampa de desarrollar software que más tarde es difícil de mantener y evolucionar. 

3. Tres consejos para quienes estén dispuestos a abordar cambios, acciones o procesos innovadores en su empresa o entorno.

En primer lugar, sacar un prototipo de la idea innovadora lo más pronto posible y contrastar con las necesidades de la empresa o del mercado. En segundo, aprender de la experiencia, incorporando aquellas cosas que son cruciales desde el punto de vista de la innovación. Por último, eescribir el código de manera estructurada y bien documentada, y volver al primer punto.

4. ¿Cuál es, a su juicio, la mayor innovación que ha tenido lugar en los  últimos 50 años en todos los ámbitos?

Este año hará justo 50 años desde que Neil Armstrong puso pie en la Luna y con ello cambió para siempre la percepción de nuestra especie en el universo. Creo que ese año marca el inicio de un proceso exponencial de innovación que sigue acelerándose.

Es muy difícil identificar cual es la mayor innovación desde entonces, pero obviamente el ordenador personal, Internet, el World Wide Web, la telefonía móvil y el GPS han sido los catalizadores de un sinfín de aplicaciones que han cambiado nuestra sociedad para siempre. 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here