la nave LN meeting 2019
De izquierda a derecha: Javier Miguel (Business France), Eduardo Pérez Noyola (Casa de México) y Daria Mashkina (Business Finland).

Vecinos como Francia, ‘paisanos’ como México o espejos de talento donde siempre es bueno mirarse como Finlandia. Estos tres países han tenido voz a través de actores de referencia que están llevando el emprendimiento y la innovación un paso más allá. Y en sus estrategias, a todos ellos les une un país: España. Pese a formar parte de diferentes culturas de I+D+i, la internacionalización es para todos ellos un aspecto prioritario en el que España, y en concreto Madrid, se ha convertido en un punto imprescindible de conexión, como se ha señalado en el LN Meeting 2019 celebrado en la capital, que ha conmemorado el segundo aniversario de La Nave.

“El ecosistema emprendedor se ha vuelto internacional, y no por tendencia sino por lógica”, ha asegurado Javier Miguel, de Business France, que ha destacado de su país la iniciativa French Tech, creada a finales de 2013 con el fin de promover el surgimiento de nuevas empresas en el país para generar valor económico y empleo. “La unión de política, financiación y profesionales talentosos es sinónimo de éxito. Que la gente asocie a Francia con el emprendimiento es algo de lo que sentirnos orgullosos”.

Miguel ha definido a España como “el mercado natural de Francia”, en el que las startups “siempre son bienvenidas”. Del mismo modo, ha señalado que su país mira a España a la hora de avanzar en la expansión de sus negocios. Madrid, especialmente, es “un punto de conexión fundamental. También ha tenido palabras para Barcelona, a la que ha calificado como polo de encuentro de startups tecnológicas y ha recomendado la creación de “un hub conjunto que recoja todo el talento nacional”.

Puente hacia América Latina

En el continente, México es un ejemplo de país que escala hacia un nuevo horizonte basado en las oportunidades y el talento de los jóvenes, como ha expresado Eduardo Pérez Noyola, director de Asuntos Empresariales de Casa de México. Son precisamente los jóvenes quienes están impulsando el tejido emprendedor en un país en el que el 33% de personas entre 25 y 35 ya están generando negocios. "Los países están necesitados de talento, venga de donde venga. La colaboración es esencial", ha manifestado.

De hecho, un claro ejemplo de esta "globalización de la innovación la encontramos en Estados Unidos, donde los empresarios inmigrantes están desempeñando un papel importante en la escena emprendedora. Como recoge un informe de la Fundación Nacional para la Política Estadounidense, al menos 44 de las 87 empresas nuevas valoradas en más de mil millones de dólares (los llamados unicornios) desde enero de 2016 fueron creadas por inmigrantes. Una tendencia que, como se ha criticado a lo largo del encuentro, deja en evidencia el proteccionismo económico de la Administración Trump.

Por otro lado, América Latina continúa siendo un mercado atractivo para las startups europeas, como ha remarcado Javier Miguel, que ha vuelto a incidir en que España es también "un puente hacia otros continentes del mundo, especialmente el americano". Y lo mismo, aunque quizá de forma más precavida, piensan en Finlandia. Su representante en el encuentro, Daria Mashkina, Senior Advisor de Business Finland, ha valorado que pese a que su país es pequeño –5,5 millones de habitantes, un millón menos que en la Comunidad de Madrid–, "es tecnológicamente de los más avanzados", además de valorar el sistema educativo (siempre en lo alto del Informe PISA) como uno de los grandes logros del Estado. De España, Mashkina ha destacado el "brutal talento humano", además de reconocer aspectos como la sostenibilidad o la apuesta por crear ciudades más respetuosas con el medioambiente a través de la "nueva movilidad".

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here