OstoCutter, el aliado tecnológico de los pacientes ostomizados

OstoCutter pacientes ostomizados

La ostomía es una intervención necesaria como consecuencia de diversas enfermedades como cáncer, enfermedad de Crohn o colitis ulcerosa crónica y afecta a más de 70.000 personas en España. A través de una operación, se genera un orificio (estoma) en la pared abdominal para dar salida a la materia fecal o urinaria, que debe ser recogida mediante una bolsa que se adhiere al abdomen.

Esta técnica médica presenta una tasa de complicaciones de más del 50%, siendo la dermatitis irritativa la más frecuente de ellas, aunque puede derivar en infecciones y consecuencias más graves. Precisamente, para reducir este tipo de problemas, la startup madrileña Up Devices ha desarrollado el dispositivo OstoCutter que basa su eficacia en el uso de una tecnología y una app más precisas que las existentes en la actualidad.

Un mal ajuste del disco adhesivo que une la bolsa al contorno del estoma suele ser la principal causa de estos problemas. De hecho, los medios actuales para cortar el disco de ostomía no son exactos, pues precisan que el paciente lo corte con tijeras, tras medir su estoma con plantillas circulares y el resultado nunca se adapta exactamente al contorno del estoma. “OstoCutter soluciona el problema de ajuste del disco adhesivo mediante un dispositivo que corta el disco de ostomía de forma automática y siguiendo el contorno exacto del estoma, gracias a una app que fotografía y calcula las coordenadas del contorno del estoma”, ha explicado Alfredo Azabal, cofundador e ingeniero de producto de Up Devices.

Además de reducir las complicaciones médicas derivadas de la ostomía, este kit también presenta una facilidad de uso que permite al paciente ganar confianza e independencia, mejorando así su calidad de vida. “Los métodos actuales que emplean los pacientes ostomizados son un tanto rudimentarios y la llegada de OstoCutter haría que se sustituyeran los actuales dispositivos por este nuevo kit automático, fácil de utilizar y, sobre todo, preciso. Y es que la precisión del corte es fundamental para que no haya fugas del fluido de la bolsa y para proteger la piel contra molestias, irritación y complicaciones como la dermatitis”, ha incidido Azábal.

De momento, ha adelantado el cofundador de Up Devices, la empresa ha presentado la patente, de tal forma que “esperamos que para el año 2020 podamos comercializar el dispositivo”, pensado para su uso en hospitales, centros de salud, centros de día, residencias y por parte de los propios pacientes.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here