Felipe Betancur, fundador de Todos Podemos Ayudar y Under35 de Colombia

“Aún nos falta entender las verdaderas ventajas de la tecnología”

Felipe Betancur, creador de la Fundación Todos Podemos Ayudar y Under35 de Colombia

Un bastón para invidentes hecho con tuberías de PVC, un ratón de ordenador a partir de un desodorante de roll-on, o un soporte manos libres para usar el paraguas. Estos son algunos de los dispositivos de bajo coste, hechos con utensilios domésticos y basados en software libre que la Fundación Todos Podemos Ayudar desarrolla para personas con discapacidad. El responsable de esta iniciativa es Felipe Betancur y acaba de ser elegido como uno de los Innovadores menores de 35 de Colombia, un reconocimiento que concede el MIT Technology Review en español.

Después de 14 años dedicado al mundo de las ventas, este emprendedor colombiano decidió dar un cambio a su vida. Todo empezó cuando ayudó en las labores de extinción de un incendio, lo que le provocó una sensación de bienestar. “Quise seguir ayudando, pero para ello tenía que centrarme en algo que conociera”, afirma en una entrevista a Innovaspain. Le gustaba la electrónica, la mecánica, la tecnología y trastear con todo tipo de aparatos, y así nació la Fundación Todos Podemos Ayudar.

Se trata de “entender las necesidades de las personas y proponerles una solución artesanal de bajo coste que, además, se enseña a hacer” para que “el conocimiento quede en la gente”. Se trata de herramientas que “se pueden reparar y replicar”. El proceso de elaboración se comparte en YouTube para “ampliar el impacto” y que los diseños puedan llegar a miles de personas en el mundo. “Nos han escrito incluso desde Japón felicitándonos por lo que hemos hecho”, afirma Betancur.

Fundación Todos Podemos Ayudar

Nuevos pasos
Él asegura que ser reconocido por el MIT le ha sorprendido. En cualquier caso, se trata de “un honor gigante”. “Es un reconocimiento que motiva, que nos dice que vamos por buen camino –continúa-. En la vida de cualquier emprendedor innovador, siempre hay un momento en el que lo tildan de loco”. También destaca la importancia de entrar a formar parte de una comunidad internacional de referencia.

Su próximo objetivo es sacar una “línea comercial de medio coste” que permita la inclusión laboral de personas con discapacidad. Estas trabajarán en el diseño de aparatos para otras personas con discapacidad. Ya no serán soluciones tan artesanales, sino que tendrán mayor calidad y profesionalidad, aunque seguirán siendo muy económicas. Incluso se podrán exportar a otros países.

Fundación Todos Podemos Ayudar

Apropiación digital
En su opinión, la brecha digital entre ricos y pobres se ha ido reduciendo en los últimos años porque los costes de los equipos han bajado significativamente. “Cuando viajo a un pueblo lejano veo a unos campesinitos con la cara bien humilde sacar unos celulares grandotes”, afirma. Además, tampoco es necesaria una preparación específica. “Ya no importa el estrato y casi todo el mundo sabe manejar Whatsapp o Facebook”.

“Lo que aún falta es entender las verdaderas ventajas de la tecnología, es decir, la apropiación digital”, añade. “Ya tenemos los equipos y las redes, falta explicarle a la gente que internet no es solo para reírse y chismorrear en las redes sociales, sino que sirve para estudiar una carrera, o encontrar un teletrabajo, o comunicarse a bajo coste…”.

“Soy afortunado de vivir en Medellín, catalogada como la ciudad más innovadora del mundo hace un año”, asegura cuando se le pregunta por el impulso de su país en el campo de I+D+i. Cree que la situación aún podría mejorar si se centran los esfuerzos en “entender al emprendedor”, el cual está “agotado de convocatorias de capacitación”. “Los premios están bien, pero lo que necesita un proyecto es que le den la oportunidad de salir al mercado con los recursos y contactos necesarios”, añade.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here