Tailor on Road: sastrería 3.0 a domicilio

Tailor On Roda

Desde 1948, el grupo Hercotex lleva dotando a colectivos e instituciones de un vestuario integral y adaptado a sus necesidades con un estilo, funcionalidad y precio justo. Sin embargo, como explica su director de Marketing, Enrique Castella, “en un sector tan clásico como el de la sastrería, la digitalización es todo un reto”. Consciente de que los usuarios demandan un mayor cuidado y estilo en su moda, a la vez que buscan nuevas experiencias de compra y mayor comodidad de entrega, Hercotex ha creado Tailor On Road, que propone recuperar la tradicional asesoría del sastre con su servicio de venta de moda masculina a domicilio y empresa.

Teniendo en cuenta que cada cuerpo es diferente y requiere ajustes personalizados que los comercios tradicionales no hacen o asumen, Tailor On Road no sólo propone la venta de una colección de trajes, camisas y complementos de moda, sino que, además, ofrece asesoramiento profesional a través de un sastre de la centenaria Sastrería Alfonso Hernández, que realiza los ajustes necesarios para que las prendas queden perfectas y a la medida. “El traje tiende a perderse entre la gente joven y se tiene la mentalidad de que un traje a medida es algo serio o demasiado formal. Queremos romper esas barreras”, asegura Castella.

La ventaja de Tailor On Road es que se parte de un traje de alta calidad sobre el que se adaptan las medidas y algunas preferencias del usuario para obtener un traje de calidad en menor tiempo y a un precio más ajustado que un traje hecho enteramente a medida. En cuanto a su funcionamiento, la empresa u organización concierta una cita y el equipo profesional de Tailor On Road se desplaza hasta la sede. Allí, sólo necesita disponer de un espacio libre (despacho, sala multiusos…) y reunir a un mínimo de cinco personas interesadas que podrán ver el muestrario de tejidos y un tallaje para que el usuario se pueda probar la talla que mejor le siente. Una vez elegido el modelo y la talla, el sastre marca los ajustes necesarios para que el traje quede perfecto. Posteriormente, se realizan los arreglos en el taller de Tailor On Road y en el plazo máximo de 15 días hábiles, el cliente recibe todas las prendas en su despacho o domicilio.

“Recuperamos la tradición y conocimiento del sastre que durante muchos años se acercaba a tomar medidas en las empresas y lo fusionamos con la nueva experiencia de compra que demandan los consumidores digitales que buscan comodidad, rapidez, estilo propio y un precio justo”, dice Jonathan Vierne, CEO de Tailor On Road. Al mismo tiempo, el servicio se complementa con las políticas de conciliación y bienestar de los departamentos de Recursos Humanos de las empresas, ya que se adapta a cualquier horario de oficina para no repercutir en la productividad laboral, sin coste adicional ni para la empresa ni para el empleado, y la duración del servicio es totalmente flexible.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here