Conocer en tiempo real el movimiento de la estructura de un edificio es fundamental para gestionar los riesgos que les pueden afectar ante los diferentes fenómenos naturales. La mejora en las tecnologías de observación satelital GNSS, en el procesamiento de datos y en la telefonía móvil ha permitido la actualización y desarrollo de la metodología aplicada al control de la dinámica estructural en tiempo real y perfeccionado las herramientas de que disponen los investigadores para este fin. Un estudio desarrollado por la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) y la Universidad Politécnica de Valencia (UPV) ha desarrollado un algoritmo que mejora el control del movimiento en tiempo real de estructuras constructivas basado en técnicas de observación por satélite.

“La investigación plantea el objetivo de crear e implementar un algoritmo de cálculo y control mediante redes geodésicas locales que aseguren la fiabilidad de los resultados y la visualización de los mismos en tiempo real mediante una App de telefonía móvil, con la posibilidad de implementar alarmas de prevención de siniestros”, explica Mercedes Farjas, de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Topografía, Cartografía y Geodesia y una de las autoras de este trabajo.

Los investigadores diseñaron una nueva metodología que aplicaron a la monitorización continua del edificio Torre Espacio (Cuatro Torres Business Area, Madrid) durante más de un año (entre mayo de 2014 y noviembre de 2015). Se capturaron datos cada 5 segundos y se calculó el posicionamiento cada 25 segundos. Todos estos datos se visualizaron a través de un App en la que, en tiempo real, aparece la posición de cada una de las antenas GNSS ubicadas en la azotea de la Torre”, explica. El sistema de monitorización se configuró en Torre Espacio para asegurar un umbral de precisión esperable en cualquier desplazamiento de ±0,007 m. en desviación típica. Los condicionados impuestos en los algoritmos implementados aseguran un límite de precisión real del desplazamiento calculado de ±0,01 m, con una probabilidad de 0,999. Estos resultados fueron presentados en Congreso CTBU 2016 International Conference en Hong Kong, que se ocupa de las innovaciones relacionadas con la construcción de edificios de gran altura.

PRECISIÓN Y FIABILIDAD
El sistema permite un control del movimiento, con más precisión y fiabilidad, y ello facilita el análisis científico y sistemático de la dinámica general de estructuras constructivas resultando  una interesante fuente de información extrapolable a proyectos constructivos nuevos. “El algoritmo que hemos desarrollado mejora la gestión del riesgo ante fenómenos naturales, ya que, por ejemplo, es recomendable tener los datos de posición de un edificio después de un movimiento sísmico para verificar la estabilidad de la estructura, y su vuelta a la posición inicial”, aseguran.

Además, la evaluación continua del desplazamiento del edificio puede permitir comprobar que responde a los supuestos estructurales calculados en el proyecto de su diseño, representando un item más para su seguridad. “Las respuestas estructurales anómalas o no esperadas durante las fases de construcción, o en fase de explotación pueden ayudar a detectar problemas presentes y futuros y pueden suponer una mejora en el mantenimiento de la vida útil de la estructura”, añaden las investigadoras. La posibilidad de seguir esta monitorización en tiempo real es otra de las grandes ventajas que plantea este sistema. “Esto nos permite mantener continuamente informado al cliente del estado de la obra en tiempo real con alta precisión y fiabilidad y enviarle alertas automáticas de peligro”, indican.

El algoritmo desarrollado por los investigadores de la UPM y la UPV ha resultado galardonado con el tercer premio en la fase regional de la Competición Europea de Navegación por Satélite otorgado por el GNSS europeo Agencia (GSA), la Agencia Espacial Europea (ESA), el Centro Aeroespacial Alemán (DLR) y el Ministerio Federal Alemán de Transporte e Infraestructura Digital (BMWi) en asociación con el Ministerio Federal de Asuntos Económicos y Energía (BMWi).

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here