La presidenta de Cotec, Cristina Garmendia, en el acto de presentación del informe 'Los sindicatos ante los retos tecnológicos'

Existen nuevas dinámicas en nuestra realidad laboral. La plataformización, por ejemplo, “está convirtiendo la distancia en un factor irrelevante en la cadena de producción, y aunque esto no afecta a la relación entre las personas trabajadoras y el trabajo, si afecta a cómo se organizan”. Esto repercute en el nuevo papel que juegan los representantes de los trabajadores, sobre todo si tenemos en cuenta que “la concentración de trabajadores dio lugar al movimiento sindical moderno”. “Parece obvio que estos nuevos retos requerirán nuevas estructuras y enfoques”. 

Esta es una de las conclusiones recogidas en el informe Los sindicatos ante los retos tecnológicos. Dinámicas y buenas prácticas, presentado ayer y realizado por Cotec en colaboración con la asociación Éticas Foundation.

El estudio, que fue seleccionado en la convocatoria del Programa de Innovación Abierta (PIA) de Cotec en 2017, evalúa el impacto de los nuevos y viejos procesos tecnológicos en todos los sectores laborales, además de analizar en profundidad el papel de los sindicatos ante los retos que plantean la digitalización, la automatización y la plataformización del mercado laboral.

En dicho documento se advierte de que “la combinación de más datos y mecanismos de aprendizaje de máquina más sofisticados y avanzados está creando nuevas posibilidades para la automatización y la toma de decisiones automatizada que, sin duda, supondrá retos para los derechos laborales en términos de privacidad, transparencia y reparación”.

Y se añade: “El uso de mecanismos de recolección de datos en el puesto de trabajo para incrementar la producción y el control también surge como un área que requiere estándares específicos y una posición sindical proactiva”.

Un mercado laboral más justo

La presentación se ha enmarcado en una jornada de reflexión y análisis del impacto de la tecnología en el mercado laboral y el ámbito sindical, organizada en colaboración con el sindicato CC. OO. y el instituto sindical europeo ETUI. La jornada ha contado con intervenciones de la presidenta de Cotec, Cristina Garmendia; el secretario general del citado sindicato, Unai Sordo, y la presidenta de Eticas Foundation, Gemma Galdón.

Garmendia ha recordado el papel que tuvieron siempre los sindicatos como garantes de derechos y libertades de los trabajadores en las sucesivas revoluciones industriales, además de mostrar su convencimiento de que jugarán un papel similar antes los nuevos desafíos. Y añadió: “Como entidad dedicada al análisis de la innovación también intuimos que estos desafíos implicarán cambios en las prioridades, en las estrategias, en las herramientas, en los procesos y en los modos de organización de la institución sindical”. Para la presidenta de Cotec es necesario ante todo apostar por “iniciativas que ayuden a crear un mercado laboral justo, inclusivo, atractivo y competitivo”.

Unai Sordo, por su parte, ha señalado algunos de los retos que plantea la transición digital para los trabajadores, como son la organización del tiempo de trabajo, la plataformización de la economía y la formación. “Los trabajadores deben dotarse a través de un nuevo modelo de formación que potencia la pluralidad de competencias que deben ser reconocidas”, ha dicho el secretario general de CC. OO.

La presidenta de Eticas Foundation, Gemma Galdón, investigadora en el Departamento de Sociología de la Universitat de Barcelona, ha expuesto las tres grandes barreras señaladas en el informe: impacto cuantitativo, implementación y relaciones de poder. A juicio de Galdón “lo que determina las condiciones laborales no es la tecnología, es una cuestión de pacto social”.

La jornada se ha cerrado con tres mesas redondas que reunieron a representantes sindicales, académicos y empresariales para debatir sobre las diferentes líneas de acción identificadas en el documento, entre ellas, la ampliación del diálogo social, la participación de los trabajadores en el diseño de políticas públicas, la introducción de estándares éticos o la defensa de los derechos digitales en los centros de trabajo. En la jornada se ha hablado asimismo del papel del sindicalismo en el siglo XXI, de las nuevas estrategias y herramientas organizativas para la acción sindical.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here