submarinos autonomos

Tecnalia, Acciona o la Universidad Politécnica de Madrid son algunas de las instituciones españolas que participan en el proyecto europeo SWARMs, una iniciativa que está construyendo vehículos submarinos que son capaces de entrar en entornos complejos de manera completamente autónoma. Las pruebas se han realizado en Gran Canaria – donde han verificado la validez de la tecnología empleada, tanto desde el punto de vista de la robótica, como de las telecomunicaciones, desde el año 2016–, Rumanía y Noruega.

Según Tecnalia, el objetivo principal del proyecto es incrementar el uso de vehículos subacuáticos y de superficie y mejorar el diseño, planificación y ejecución de las misiones y operaciones offshore marítimas. Esto reducirá el costo de operación y aumentará la seguridad en tareas asignadas a buceadores. “El enfoque general –han explicado– consiste en diseñar y desarrollar una plataforma integrada (un conjunto de componentes de software / hardware) para una nueva generación de operaciones autónomas submarinas, incorporada en el actual diseño y fabricación de vehículos submarinos con el fin de mejorar la autonomía, la cooperación, la robustez, la rentabilidad y la fiabilidad de las operaciones offshore, concretamente mediante la cooperación entre vehículos”.

De hecho, también se podrán emplear para medir y controlar los materiales en suspensión derivados de las operaciones de dragado y para medir la concentración de otras sustancias disueltas en el agua. Así, estos vehículos, según Acciona, trabajarán de manera conjunta y colaborativa, a modo de enjambres (lo que da nombre al proyecto “Swarms” que significa precisamente “enjambres”), comunicándose entre sí a través de módem acústicos, sin necesidad de cableado que los conecte, ni de ser operados por humanos. “Además, el proyecto incluye el diseño de un interfaz de usuario, con un aspecto similar al de un videojuego, pensado para permitir que los vehículos puedan llegar a ser manejados sin necesidad de contar con una formación específica en robótica.”

El proyecto ha contado con un presupuesto de 17 millones de euros, y en él han participado 30 empresas, universidades e institutos tecnológicos de 10 países europeos (España, Alemania, Francia, Portugal, Noruega, Suecia, Países Bajos, Rumania, Turquía, Italia), entre las que figuran, además de las tres antes mencionadas, TTI Norte, PLOCAN, Ixion e HI-Iberia.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here