El proyecto LEIA de la RAE se ha presentado en la clausura del XVI Congreso de la ASALE.

Por un lado, velar por el buen uso de la lengua española en las máquinas. Por otro, aprovechar la inteligencia artificial para crear herramientas que fomenten el uso correcto del español en los seres humanos. El objetivo del proyecto es doble y acaba de se presentado en la clausura del XVI Congreso de la Asociación de Academias de la Lengua Española (ASALE).

Se denomina LEIA, las siglas de ‘Lengua Española e Inteligencia Artificial’, y es una iniciativa liderada por la RAE dirigida a la defensa, proyección y buen uso de la lengua española en el universo digital.

LEIA ha contado con el apoyo de Telefónica desde sus inicios, respaldo al que ahora se unirá la colaboración de otras importantes empresas tecnológicas: Google, Amazon, Microsoft, Twitter y Facebook.

Los socios tecnológicos han hecho oficial su colaboración en el proyecto por medio de la firma de un acuerdo en el que se comprometen a utilizar los materiales de la RAE –como sus diccionarios, gramática u ortografía– en el desarrollo de sus asistentes de voz, procesadores de texto, buscadores, chatbots, sistemas de mensajería instantánea, redes sociales y cualquier otro recurso, así como a seguir los criterios sobre buen uso del español aprobados por la Real Academia Española.

También se han comprometido a facilitar que el español esté disponible como lengua de uso de sus productos y servicios, con el fin de que los ciudadanos puedan disfrutar, en esta lengua, de los beneficios que ofrezca, ahora y en el futuro, la inteligencia artificial. 

Certificado de buen uso

Por otra parte, se ha anunciado que la RAE desarrollará, de acuerdo con las empresas firmantes de la declaración, un certificado de buen uso del español, que expedirá a petición de las empresas adheridas al programa LEIA, al que pueden sumarse otras compañías tecnológicas que así lo deseen. 

“Estamos en un momento crucial en el que tenemos que hacer algo que hicieron nuestros antecesores del siglo XVIII (con los humanos): normativizar la lengua de las máquinas y de la inteligencia artificial (IA)”, afirma Santiago Muñoz Machado, director de la RAE y presidente de la ASALE. “Su lengua tiende a diversificarse y hay que tomar medidas. La IA habla inglés, fundamentalmente, y tenemos que procurar que, poco a poco, el español coja una posición eminente en el mundo de la IA, pero también en el mundo general de las redes”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here