luna españa

Han pasado casi 50 años, desde 1972, desde la última vez que fue enviada una misión a la Luna. Artemis, misión planeada por la NASA para 2024, será la primera de este siglo. Contará además con la primera mujer astronauta que pise la Luna, además de tener la cooperación de operadores del NewSpace, que abarcan una industria privada emergente de manera global de vuelos espaciales. "Será una misión fundamental para asentar las bases de una conquista que comenzará en realidad hacia finales de la década", afirman desde Globant a Innovaspain.

La empresa de soluciones tecnológicas ha convocado junto a Open Space –el programa que busca abrir las puertas del espacio a jóvenes de todo mundo– a personas de hasta 25 años para desarrollar proyectos que busquen llegar a distintas dimensiones espaciales. Entre ellas a la luna en 2025 y el espacio profundo en 2030.

Con el objetivo de inspirarles, ambas empresas han propuesto una serie de desafíos que se irán completando hasta el 31 de diciembre de este año. Están divididos en los siguientes: Moonsat, diseñar un CubeSat de 3u para volar en órbita lunar; Moon Rover, diseñar un rover de hasta dos kg para la superficie lunar; ImpactApps, desarrollar una app que utilice imágenes satélites para el impacto social o ambiental; Solar Sail, diseñar una vela solar para impulsar un CubeSat de 3u para el espacio profundo; y Space Habitat, diseñar un habitat para la órbita, la Luna o Marte.

Según Globant, "el sector espacial está en un momento de crecimiento y transformación inmejorable, como lo demuestra el hecho de las grandes inversiones y alianzas que se están realizando, así como el hecho de la entrada de nuevos operadores privados con grandes volúmenes de inversión". Unas palabras que confirma el Anuario del Sector Espacial en España 2019, elaborado por la Asociación Española de Tecnologías de Defensa, Seguridad, Aeronáutica y Espacio (TEDAE), en el que detalla que tan solo durante 2019 la economía espacial a nivel mundial supuso una cifra de 366 mil millones de dólares en todo su conjunto.

Y en los últimos 20 años se ha multiplicado por cuatro el número de patentes. "El sector apunta a que hoy en día más del 60% de la economía mundial está ligada a los activos espaciales necesarios para comunicaciones, navegación, investigación, ordenación de territorio, clima, planificación de recursos...", menciona este mismo informe.

¿Pero está España preparada para afrontar los desafíos? "La calidad de nuestro sector espacial es muy prometedora y cuenta con un gran potencial. Los datos de nuestra industria son muy positivos contando con cifras record", valora. El volumen de negocio en 2019 fue de 860 millones. Como detalla el informe de TEDAE, se ha aumentado el volumen de facturación en la última década en más del 70%, lo que nos da una idea de carácter estratégico del sector. El empleo en el sector aumentó un 8% contando con 4.230 empleos directos, 24% de ellos ocupados por mujeres. Por tanto, desde Globant tienen clara la respuesta a la pregunta formulada. "España sí está preparada para los grandes retos que plantea el sector".

[Te puede interesar: La cámara óptica más pequeña del espacio es española y ya funciona en la Estación Espacial internacional]

De hecho, el país es el segundo a nivel europeo con un 12% y el quinto a nivel mundial en cuanto a inversión en el ecosistema NewSpace. "Somos una industria muy activa, participamos en todas la actividades que comprenden la actividad espacial. Muchas empresas del ecosistema espacial español han conseguido alcanzar una posición puntera. Formamos parte de importantes programas internacionales como Space Rider, SMILE... Y lideramos grandes proyectos como, por ejemplo, CHEOPS, la primera misión dedicada a estudiar estrellas cercanas brillantes y sus exoplanetas", explican.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here