torre remota Indra

El control aéreo es indispensable en el funcionamiento de un país. En España lo sabemos ya que, hace diez años, la famosa huelga de controladores llegó hasta la declaración de un estado de alarma. Los empleados son una parte vital para las torres de control pero, ¿y si hubieran torres remotas digitales con soluciones de Inteligencia Artificial? Indra ha desarrollado una de estas, pero aclaran a Innovaspain que “en ningún caso se considera que reemplacen el trabajo de los controladores”.

La cuestión es que esta nueva torre remota identifica y sigue de manera autónoma cualquier aeronave, vehículo o persona en movimiento gracias a arquitecturas avanzadas de deep learning entrenadas para llevar a cabo múltiples procesos operativos mediante visión artificial autónoma. “Es capaz de vigilar zonas de gran interés, alertando de la presencia de vehículos no autorizados, personas, animales, aves, e incluso drones que puedan suponer un riesgo para la seguridad”. 

Pero el factor humano de estas torres remota seguirá estando presente, aunque sea solo para controlar la propia solución. “Las aplicaciones de inteligencia artificial se han concebido como ayuda y simplificación del trabajo del controlador. Básicamente, operan como un sistema de alarmas automatizadas que luego el controlador verificará y actuará en consecuencia. La idea es incrementar notablemente lo que se llama ‘situational awareness’ del controlador”, especifican.

Además, nos explican que, por ejemplo: “la cámara barre la pista, la Inteligencia Artificial detecta un objeto potencialmente dañino para una aeronave y levanta una alarma automática. El controlador verifica la presencia del objeto y, si considera que es potencialmente dañino, dará orden de cerrar la pista y avisar al servicio de recogida /limpieza de pista”.

Es más: la torre remota puede detectar “cualquier anomalía” en la configuración de la aeronave para comunicarla al operador. “Si, por ejemplo, el tren de aterrizaje de un avión no se despliega o si sus flaps no se abren correctamente antes de despegar, el controlador es alertado de forma inmediata”, subrayan desde la información proporcionada por Indra.

Y es que esta nueva torre ofrece ahorros que pueden alcanzar el 50 %, al eliminar los costes ligados a la construcción de la torre física e incrementar por otra parte la eficiencia en la explotación operativa, principalmente mediante el balanceo de carga de trabajo en sistemas ‘multi-aeropuerto’”, aseguran desde Indra.

Asimismo, la torre remota cuenta con el sistema antidron ARMS, un escudo inteligente ideado como una protección contra drones, que es capaz de detectar la presencia de los drones a kilómetros de distancia y las neutraliza si invaden el espacio a proteger. Por otro lado, la torre digital emplea cámaras 4K que incluyen visión nocturna iluminada.

Y, por último, la solución de Indra tiene implementados múltiples sistemas externos que presentan al controlador “información relevante directamente sobre la pantalla panorámica, correlacionándola con la aeronave o activo que está viendo. Se evita con ello que el operador tenga que alejar la mirada de lo que ocurre en el aire o plataforma de vuelo”.

[Le puede interesar: San Fernando de Henares alberga una de las fábricas de radares más grande de Europa]

No será igual para todos los países europeos

Cabe destacar que el proyecto ya ha sido probado con éxito, el pasado 19 de octubre, en Noruega –junto al proveedor de servicios de navegación noruego Avinor y la empresa Kongsberg–. De hecho, han logrado que aeronave comercial haya aterrizado en un aeropuerto con la ayuda de controladores que se encontraban a cientos de kilómetros de distancia. Del mismo modo, los mismos empleados “supervisaron la maniobra de aproximación y le dieron en remoto las indicaciones para tomar tierra de forma segura”. 

Ante la pregunta sobre la posibilidad de instalar esta torre remota digital en España, fuentes de Indra responden que, en Europa, en una primera fase,” el mercado (todos los proveedores) se están centrando en el despliegue de torres que repliquen la experiencia de torre convencional, básicamente sistema visual. En otros mercados con diferente regulación, sí existe la posibilidad de incluir algunas funcionalidades como las descritas en puntos anteriores".

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here