Felipe Galvis y Ángela Pinzón.

Los ingenieros colombianos Ángela Pinzón y Felipe Galvis conocían de cerca los problemas del transporte en su país. Hija de transportistas, ella, trabajador en una empresa de servicios de transporte masivo, él. Juntos decidieron idear un hardware que se instala en los vehículos, se sincroniza con su sistema y permite desde servicios de entretenimiento a bordo hasta un programa para evitar que se duerma el conductor.

Reconocida como la mejor startup en el Latam Mobility 2019 que se llevó a cabo en la Ciudad de México el pasado febrero, Dashfleet nació hace poco más de un año para mejorar la calidad de la movilidad. Actualmente la empresa trabaja para distintas compañías, tanto urbanas como intermunicipales, en diferentes ciudades de Colombia (como Bogotá, Santa Marta y Montería) y está en proceso de brindar servicio al Transmilenio, el sistema de transporte masivo de la capital.

“Nuestra solución incluye desarrollo de hardware, software, aplicaciones móviles, inteligencia artificial y IOT (internet de las cosas), todo integrado en una plataforma en la cual cada empresa puede activar los servicios de acuerdo a sus necesidades”, ha explicado Ángela Pinzón, CEO y cofundadora de la empresa colombiana.

El proyecto en el que invirtió Wayra, la aceleradora de startups de Telefónica, está en vías de crecer también fuera de Colombia en países como Chile, Panamá y México. La plataforma está activa en cerca de 1.000 vehículos y en negociaciones con más de 5.000.

Si el entretenimiento a bordo (películas y videojuegos) es su servicio más demandado, su producto estrella, el programa para evitar que se duerma el conductor es el más original. Este funciona gracias a un sistema de inteligencia artificial de detección del rostro del conductor, conectado a una cámara colocada delante del vehículo.

La cámara está a su vez conectada a una alarma que suena en caso de que el sistema inteligente detecte el menor indicio en el rostro del conductor de que se está quedando dormido, y así lo despierta. “Con inteligencia artificial podemos detectar sobre ese vídeo cuándo la persona se está quedando dormida”, ha puntualizado Pinzón. Las empresas que más han solicitado este servicio hasta ahora son las de transporte de viajes largos y de carga, que cuentan con servicios nocturnos.

La empresa ha diseñado además un sistema de videovigilancia para tener evidencias en caso de accidente, mediante unas cámaras que miran hacia el exterior del vehículo y otras dirigidas hacia el conductor y los pasajeros.

Para evitar que la gente se suba a un autobús sin pagar el pasaje, el sistema inteligente incluye un servicio de conteo de pasajeros que funciona también con inteligencia artificial mediante una cámara instalada en la parte superior de la puerta del vehículo que detecta cuántas personas se suben y cuántas bajan con un alto grado de precisión, según la ingeniera.

“En la región de Latinoamérica la evasión de pasajeros es muy alta, esto les permite a los transportadores asegurar que el 100 % del recaudo llegue a su bolsillo ”, ha asegurado Pinzón sobre el sistema y ha añadido que, de esta manera, se controla también al conductor para que entregue a la empresa la totalidad del dinero recaudado.


Todos los distintos programas forman parte de un único hardware que se instala en el vehículo de tal manera que se reducen los riesgos eléctricos y permite reducir considerablemente los costes para los transportistas, según ha detallado Pinzón.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here