Carlos Carús: “Todavía estamos en el principio de la adopción al cloud”

carlos carus aws

Amazon Web Services (AWS), la plataforma en la nube de Amazon, da servicio a más del 75% del Ibex 35. Pero no solo se quiere quedar como el vigilante de los datos de las grandes empresas. Además, pretenden impulsar la innovación en decenas de miles de empresas, instituciones educativas, administraciones públicas y agencias estatales de España.

Como explica Carlos Carús, director de Tecnología de AWS España y Portugal, “todavía estamos en el principio de la adopción al cloud”. Y es que, según diversos estudios, solo se han migrado a la nube entre el 5 y el 15% de las cargas de trabajo a nivel mundial.

“En estos momentos, AWS ya permite a millones de empresas de todo el mundo, sea cual sea su tamaño, impulsar la innovación a través de soluciones en la nube bajo demanda y en un modelo de pago por uso. La nube democratiza la tecnología permitiendo que cualquier empresa, incluso las más pequeñas, puedan innovar a un ritmo muy elevado gracias a acceder a la misma tecnología que lo haría una gran empresa”, razona.

La idea es que se puedan concentrar recursos de tecnologías de la información en el desarrollo de aplicaciones que diferencien los negocios y que transformen las experiencias de los clientes, en lugar de centrarse en administrar la infraestructura tecnológica.

La tecnología del futuro

La nube es una tecnología con mucho futuro. Para el desarrollo de próximas tecnologías, el cloud “es y será” clave gracias a su escalabilidad, elasticidad, modelo de pago por uso y capacidad de ingesta, seguimiento y análisis de cantidades “prácticamente ilimitadas de datos”, asegura Carús.

Según él, tecnologías como el 5G y el Edge tienen un elevadísimo potencial de transformación. “Aumentará su popularidad y se seguirán explotando en los próximos años. Están permitiendo servicios y aplicaciones para el usuario final que nunca antes habían sido factibles. En los próximos 10 a 20 años, es probable que la mayor parte de la huella local de las empresas no sean servidores -que estarán prácticamente todos en la nube-, sino que su huella local serán dispositivos conectados”.

Miles de millones de estos dispositivos conectados estarán en el hogar, en la oficina, en las fábricas, en los barcos y aviones, en los coches, en los campos de petróleo y en los campos agrícolas. Estos sensores ya están en todas partes y suelen ser pequeños. Por eso la nube es vital para complementar esos dispositivos.

Y todo ello no podría entenderse sin la seguridad que hay detrás de AWS. Carús indica que cuentan con un “amplio conjunto” de herramientas de seguridad en la nube: más de 280 servicios y características clave de seguridad y cumplimiento normativo. Además de otros 98 estándares de seguridad y certificaciones de cumplimiento, “más que cualquier otra oferta”, subraya.

El papel de AWS en España

Como se ha citado anteriormente, AWS tiene decenas de miles de clientes en España, entre las que se encuentran más del 75% de las compañías del Ibex 35. Pero más allá del mundo empresarial, afirma Carús, la plataforma cloud de Amazon trabaja con organizaciones del sector público español e instituciones educativas.

Carlos Carús pone de ejemplo de “compromiso local” el anuncio de una nueva región de infraestructura de AWS en España, ubicada en Aragón. Esta nueva región representa una inversión de 2.500 millones de euros a lo largo de 10 años. De hecho, estima que esta inversión incrementará el PIB de España en aproximadamente 1.800 millones de euros y que creará más de 1.300 nuevos puestos de empleo a tiempo completo.

“La apertura de una nueva región permitirá a las organizaciones proporcionar una latencia más baja a sus usuarios finales en todo el país al tiempo que funcionará como un gran impulsor de la innovación entre las empresas españolas, ya que podrán aprovechar tecnologías avanzadas como la inteligencia artificial, el aprendizaje automático (ML), Internet de las cosas (IoT), o servicios móviles, entre otras muchas, desde esta región.  Además, permitirá almacenar datos en España”.

Innovaciones

Entre los próximas innovaciones de AWS en España, hay tres que destacan especialmente: la llamada “tienda del futuro”, Amazon Rekognition y AWS DeepRacer. En cuanto a la primera, Carús explica que esta solución ofrece la posibilidad de disfrutar de “todo lo bueno de la tienda física, pero sin tener que esperar colas para pasar por caja”.

Básicamente, se trata de que los clientes puedan elegir los productos, mientras el sistema detecta automáticamente los artículos, gestiona su pago automático a través del smartphone y los muestra en la pantalla. Una innovadora solución para el comercio minorista que facilita el pago sin tener que pasar por ninguna caja registradora ni hacer colas. Asimismo, a través de un código QR se permite la autogestión del pago al cliente.

En segundo lugar, Amazon Rekognition permite, a través de tecnología de aprendizaje automático e inteligencia artificial, identificar objetos, personas, texto, escenas y actividades. Puede detectar, analizar y comparar cualquier tipo de objeto para, por ejemplo, verificar usuarios, catalogar o contabilizar personas y seguridad pública. “Permite crear potentes aplicaciones para la búsqueda, verificación y organización de millones de imágenes y también permite extraer contextos basados en movimientos de vídeos almacenados o transmitidos en directo, y ayuda a analizarlos”, destaca Carús.

Por último, AWS DeepRacer es, según el director de AWS, “la manera más rápida de poner el aprendizaje por refuerzo (RL) en marcha”, con un coche de carreras completamente autónomo a escala cuyo funcionamiento está basado en el aprendizaje por refuerzo, un simulador de carreras 3D y una liga internacional. Así, los desarrolladores pueden entrenar, evaluar y ajustar modelos de aprendizaje por refuerzo en el simulador en línea, implementar sus modelos en para lograr una experiencia de conducción autónoma real y competir en la Liga de AWS DeepRacer.

Otras noticias