Arancha Torres Capgemini

Desde hace unos años, en Capgemini España están llevando a cabo varios proyectos de innovación social basados en la digitalización. Bajo el lema “arquitectos de impacto positivo”, la compañía asegura que quiere ser reconocida por su papel en el campo de la inclusión digital –aunque también trabajan en iniciativas de diversidad y medioambiente–, además de defender que quieren que los líderes también ayuden: “no solo es para nuestra compañía, sino también para la sociedad y para nuestros clientes”, especifica Arancha Torres, vicepresidenta de Recursos Humanos y responsable de RSC, que ha hablado con Innovaspain para explicar esta serie de proyectos.

“Tenemos distintos objetivos, pero el principal es que para el año 2020 queremos que el 80 % de todos los proyectos de inclusión digital que tenemos en Capgemini España se lleven a cabo”. Según ella, un estudio revela que el 52 % de las personas, a nivel mundial, no tienen acceso a Internet –“algo demasiado elevado, en mi opinión”, subraya–. Y ahora, en un mundo que se dirige hacia la digitalización plena, no puede haber personas que no cuenten con esta facilidad: gestiones públicas, bancarias e incluso la búsqueda de trabajo ya se hace de forma digital. “No queremos que este nuevo mundo digital potencie la marginación, la brecha digital. Así que hemos visto un ámbito para trabajar de manera urgente”.

Uno de los proyectos más importantes en el que se encuentran inmersos actualmente es el Aula Digital, un espacio preparado para que se ofrezca formación en habilidades digitales básicas a personas con discapacidad. Esta iniciativa, llevada a cabo conjuntamente con Fundación Adecco, enseña a sus usuarios todo lo relación con la realidad digital española, además de ayudarle en su entrada al mercado laboral. Destacar que, también con Adecco, este mismo sábado han organizado un voluntariado para el ámbito digital con personas con discapacidad.

Por otro lado, cuentan con Capacita2 –en colaboración con Fundación Randstad– en el que forman a 13 personas de entre 45 y 55 años que están en riesgo de exclusión social para enseñarles herramientas digitales básicas, técnicas de digitalización, cómo ver ofertas de trabajo… “Este proyecto queremos lanzarlo también en Barcelona y Valencia. Al final, lo que pretendemos es, como mínimo, formar en las nociones digitales más comunes para evitar la brecha digital”, anuncia Arancha Torres. Cabe decir que cuentan con otro proyecto parecido con Fundación Integra, dirigido, entre otros a mujeres en riesgo de exclusión a causa de la violencia de género.

Asimismo, con Fundación Randstad también tienen los Premios Together: “Cada una de las asociaciones sociales interesadas propone una iniciativa, a través de los empleados de Capgemini, y premiamos los proyectos que nos parecen más interesantes. Este año, por ejemplo, se presentaron 12 y seleccionamos a cinco, aunque solo dos se llevaron el premio final: Cove (Valencia) y Dales la palabra (Madrid). Para esta última edición –la tercera–, hemos premiado asociaciones dedicadas el ámbito digital”, especifica.

También tienen la iniciativa Factoría F5, en la que trabajan con profesionales que se encuentren en riesgo de exclusión. Básicamente, les forman durante siete meses en conocimientos técnicos y, con esa formación, “los incluimos para que se incorporen en la organización. Nos pareció un proyecto magnífico, porque entran a trabajar con nosotros. De hecho, hemos metido a tres personas en Barcelona, profesionales que llevaban mucho tiempo sin trabajar. Entendemos que puede haber un mayor desempleo pero ahora personas menos formadas tendrán un sitio y mejores opciones”, asegura. Arancha Torres ha anunciado también que se presentará próximamente la segunda edición, que ya han firmado para realizarla en Asturias con 20 personas, aprovechando que cuentan con un centro de unas 800 personas.          

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here