conocimiento ciéntifico

Conocimiento científico al alcance de todos

[jet_engine component="meta_field" field="antetitulo"]

Sanidad del futuro: de biopsias virtuales a gemelos digitales humanos

La valenciana Quibim colabora con la tecnología de Microsoft para acelerar diagnósticos e identificar el cáncer de manera temprana
quibim

En 2012, en Valencia, se fundó Quibim, una compañía especializada en herramientas digitales dirigidas a acelerar diagnósticos e identificación de enfermedades. Toda una investigación aplicada que permite extraer la máxima información posible de imágenes médicas -de hecho, su éxito ha hecho que cuente con oficinas en Reino Unido y Estados Unidos-. Básicamente, medicina preventiva con la que, en cinco años, pretenden crear el mayor biobanco de imágenes médicas a nivel mundial y trabajar en biopsias virtuales y gemelos digitales humanos. 

Ángel Alberich-Bayarri, CEO y cofundador de Quibim, indica sobre estas biopsias que esperan poder monitorizar a los pacientes de cerca, “con un alto grado de precisión y sin la necesidad de realizar un procedimiento altamente invasivo, evitando cirugías en el hospital y las molestias de la prueba”. Como puede ser el caso de los niños, a los que por motivos éticos, asegura, “no se les puede realizar una biopsia al uso, o en determinados cánceres de pulmón, que por su ubicación llega a ser complicado el diagnóstico”,

En esa estrategia, aunque a largo plazo, Alberich-Bayarri ve futuro a los gemelos digitales humanos: “Nuestro modelo sanitario actual es reactivo, se trata a los pacientes cuando están enfermos. Tenemos proyectos donde nuestro objetivo es intentar adelantarnos a los síntomas utilizando un gemelo digital, conseguir monitorizar el interior del cuerpo humano cuando estamos sanos y poder tener información y un modelo sobre la edad de cada órgano, previniendo posibles enfermedades”.

En Quibim pueden mirar al futuro por su trabajo anterior: sus trabajos en oncología, pero también en reumatología y neurología han ido en aumento, “surgiendo la necesidad de predecir la evolución clínica de los pacientes a partir de las imágenes médicas”. Ya en 2015, contaban con un servicio integral para la extracción de información cuantitativa de las imágenes radiológicas convencionales -resonancia magnética, TAC, rayos X-.

Pero, ante la necesidad de seguir innovando para prevenir mejor las enfermedades y diagnosticarlas con antelación, crearon herramientas de inteligencia artificial bajo el concepto “panel de imagen médica”, ideal para casos de cáncer de pulmón y próstata. “Por ejemplo, con un modelo que, a través del análisis de TAC de tórax determina si el paciente responderá a los nuevos tratamientos de inmunoterapia o conocer, a partir de una resonancia magnética prostática, si desarrollará una recaída y metástasis en los próximos años”.

El papel de Microsoft en Quibim

Esta inteligencia artificial se apoya en la nube de Microsoft Azure, ya que Quibim utiliza este servicio para centralizar los datos de imagen necesarios para la creación de sus modelos de IA. Es más: se encuentran creando un repositorio de más de 10 millones de imágenes médicas anonimizadas “para algunos de los proyectos innovadores y biobancos más relevantes a nivel mundial”.

“Estas herramientas proporcionan resultados objetivos a partir del análisis de las imágenes y reducen en hasta un 80% el tiempo de interpretación por parte del médico”.

Cabe recordar que Quibim, a diferencia de otros centros y servicios sanitarios, que cuentan con desarrollos integrados dentro de su infraestructura privada, cuenta con un enfoque en la nube que permite equilibrar la adopción del cloud "con las circunstancias y los objetivos de la organización, disponiendo de una infraestructura totalmente automatizada y preparada para asumir cualquier reto".

Recomendadas

Deja un comentario