Endesa Cartuja renovable

Endesa ha realizado un estudio llamado #eCitySevilla en el que han planteado los retos que deberán afrontar las ciudades del futuro para los próximos 25 años. Esta iniciativa –“pionera en Europa”, afirman– también va más allá que del simple análisis; de hecho, lo que plantea el proyecto es convertir la Isla de la Cartuja de Sevilla en un referente de sostenibilidad a nivel internacional, convirtiéndola en “el primer entorno urbano europeo a la vanguardia de la innovación en energía renovable, transporte sostenible, edificación eficiente, datos abiertos e infraestructura digital”.

Rafael Sánchez, director de Relaciones Institucionales de Endesa en Andalucía y Extremadura, ha sido el que ha liderado el estudio. Según él, la Isla de la Cartuja podría disfrutar en 2025 de un suministro energético 100 % renovable, a través de un parque de generación fotovoltaica y el desarrollo de grandes plantas de almacenamiento. “Además, el recinto estaría en disposición de acoger actuaciones paralelas para convertir la totalidad de la Isla de la Cartuja en un modelo energético pionero a nivel mundial”. 

Sánchez también prevé que el espacio “pueda contar con una edificación eficiente, tras un proceso de rehabilitación energética de los edificios. Además, sería el emplazamiento idóneo para desplegar puntos de recarga para el fomento de la movilidad sostenible eléctrica”. Asimismo, considera que las actuaciones propuestas convertirían este espacio “en un entorno socialmente responsable y en un referente internacional en el cumplimiento de los objetivos de energía y clima fijados por los principales organismos internacionales”.

Otra de las ideas es que en la Cartuja todo funcione por un sistema conectado y autónomo, con información compartida, “que funcionaría gracias a una red eléctrica inteligente (Smart Grid) totalmente digitalizada, que permitiría una plataforma de datos en abierto para la gestión inteligente del parque”, aseguran desde Endesa. De este modo, en materia de energía, Sánchez plantea llevar a cabo el suministro energético mediante fuentes de energía renovable, “con más de 30 megavatios de instalaciones de autoconsumo y generación fotovoltaica producidos dentro del propio recinto, que cuenta con casi 2.000 horas de sol al año”.

Esto significa que la producción de energía de Endesa sería suficiente para cubrir las tres cuartas partes de las necesidades de la isla (85 gigavatios hora al año) y alcanzaría el 100 % una vez ejecutadas el resto de líneas de trabajo. Esto es, que se mejoraría en un 35 % la eficiencia energética de los edificios, mediante auditorías energéticas.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here