cuetara reinosa

Cuétara es en la actualidad la empresa más exitosa en España en el mercado de las galletas, con una cuota de mercado en valor del 21%, y marcas líderes en la cesta de la compra como la propia Cuétara, Artiach, Marbú, Dinosaurus, Chiquilín y Filipinos. Pertenece al grupo Adams Foods, un conglomerado de referencia en el mundo de la industria alimentaria en España, nacido de la evolución del grupo Nutrexpa que, con 75 años de historia, cuenta con más de 1.400 trabajadores y pone en el mercado medio centenar de marcas de productos que van del caldo a la miel, pasando por el pan de molde o el paté. Y, por supuesto el mundo galletero donde ha conseguido hornear a la vez tradición e innovación.

Todos sus centros fabriles están situados en España y Portugal, aunque en la actualidad exportan a más de 50 países de todos los continentes. En su fábrica de Reinosa, situada en la comarca de Campoo-Los Valles, en Cantabria, trabajan 170 empleados. Es una planta con solera, pues fue fundada en 1951, pero también presume de ser una de las más avanzadas del grupo. Tanto, que el año pasado se convirtió en punta de lanza de una propuesta de futuro, con una importante apuesta que le permitió comenzar la producción en exclusiva de la nueva línea de galletas ecológicas de Artiach. A partir de setiembre se empezó a comercializar la nueva línea eco y ya está totalmente operativa, abasteciendo de producto a toda la península.

Según explican desde Cuétara, actualmente hay dos variedades, que se comercializan en paquetes de 150 gramos, que son las Mini Cookies de Centeno y copos de Avena; y las Mini Cookies de Centeno y copos de Avena con chocolate. Desde la compañía detallan la “excelente formulación” del nuevo producto de Artiach, en base a harina de centeno y avena. Contienen semillas de girasol, lino, mijo, trigo sarraceno y chía, mientras evitan el jarabe de glucosa y fructosa, apostando por el azúcar moreno de caña. ¿Qué aportan? Son una extraordinaria fuente de fibra, y contienen girasol alto oleico.

¿Está en este segmento bio y ecológico una de las claves de futuro de la industria alimentaria? “Sin duda es una de las tendencias del mercado”, responden desde la empresa. Fabrice Ducceschi, portavoz de Artiach, explica que esta nueva apuesta “es un paso adelante para responder a la tendencia de un consumo creciente de alimentos de origen ecológico y ofrecer productos que se adapten a cada tipo de consumidor. Las galletas Artiach cuentan con certificado ecológico europeo y se elaboran en Cantabria, zona de gran tradición galletera”. 

En un apetitoso mundo donde la tradición sigue teniendo un importante peso, desde Adam Foods y en concreto desde Cuétara Reinosa, también sitúan el foco en el desarrollo de nuevas propuestas y en la mejora de los procesos productivos. “Para nosotros la innovación es uno de nuestros pilares básicos. Durante el último año hemos presentado diferentes innovaciones en varias de nuestras marcas aparte de las Artiach ecológicas. Entre ellas están las Campurrianas con trozos de chocolate, las nuevas Dinosaurus Cookienss que son las primeras galletas del mercado sin edulcorantes artificiales ni azucares añadidos, o las nuevas Granjeras de la Granja San Francisco, entre otras”, explican.

dinosaurs Cookienss

Habitualmente, dicen desde la compañía, para elaborar productos sin azúcares añadidos se utilizan edulcorantes artificiales. Para atender la demanda de los consumidores que desean reducir la ingesta de azúcar sin recurrir a ellos, tras tres años de investigación Artiach lanzó el año pasado al mercado una nueva variedad de sus populares galletas con las Dinosaurus Cookienss. La nueva gama de Dinosaurus está elaborada con cereales y aceite 100% girasol alto oleico, rico en ácidos grasos monoinsaturados. La esencia de la innovación radica en la sustitución de los azúcares añadidos por fibras vegetales, lo que las convierte en unas galletas con un alto contenido en fibra. La nueva receta mantiene el característico sabor de las Dinosaurus de toda la vida, pero con una intensidad de dulzor menor. 

Detallan desde Artiach que “las galletas Dinosaurus son unas de las preferidas por las familias españolas, ya que les acompañan desde hace más de 20 años con una amplia gama compuesta por Dinosaurus Original, Dinosaurus Choco Leche y Choco Blanco, Dinosaurus a Cucharadas, Dinohuevos y desde ahora Dinosaurus Cookienss”. Se presentan en envases de 185 gramos en seis prácticas bolsitas individuales para llevar. 

Con esta innovación, tanto Cuétara como Artiach y el conjunto del grupo Adam Foods muestran su compromiso de “ofrecer al consumidor una variedad de recetas que permitan realizar elecciones adaptadas a sus necesidades”. La marca apuesta por la mejora en la composición nutricional de los alimentos de acuerdo con el ‘Plan de colaboración para la mejora de la composición de los alimentos y bebidas 2017-2020’ que presentó la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aecosan). 

A nivel fabril, la planta cántabra de Cuétara no es ajena al nuevo mundo donde la digitalización y la industria 4.0 se imponen en el sector secundario español y mundial. En su caso, la receta del éxito pasa por combinar procesos productivos novedosos sin perder de vista el buen hacer de los maestros galleteros. “La fábrica de Reinosa une lo mejor de la producción tradicional y la actual, dispone de máquinas propias que ayudan a preservar la producción tradicional y otras más modernas que nos permiten optimizar la producción”, explican. 

Donde la innovación se mima es en el terreno de la calidad y la seguridad alimentaria. En Cuétara Reinosa “la seguridad es algo que nos tomamos muy en serio. A nivel alimentario tomamos un gran número de medidas para evitar cualquier tipo de incidente o contaminación”. Pero también se quiere llevar esa excelencia a la plantilla: “Para nosotros la seguridad también se focaliza en los empleados y podemos decir con orgullo que llevamos más de 1.160 días sin accidentes laborales”.

Todo este esfuerzo arroja reconocimientos a múltiples niveles. Quizá el más relevante es situar sus galletas entre las predilectas en España y tener un peso en las decenas de países a donde las exporta. Junto con el de los consumidores, el otro reconocimiento clave es el de los vecinos de la comarca en la que desarrollan su actividad, generando empleo y riqueza.

“Contamos con la total confianza de la administración, de hecho, el presidente de la Comunidad de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, nos visitó el pasado mes de octubre y nos trasladó toda su confianza y apoyo”. Así es, pues Revilla agradecía que Cuétara siga invirtiendo y modernizando sus instalaciones y manifestaba, tras conocer a pie de fábrica la nueva línea de galletas ecológicas, que “es un motivo para felicitarnos que una empresa nacida aquí en los años 50 sea hoy una realidad y tenga un futuro prácticamente asegurado”.

Este reportaje ha sido publicado en la edición impresa del Anuario de la Innovación en España 2018

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here