Smart Protection
Equipo de Smart Protection.

Fundada en 2015 en Madrid, Smart Protection surgió para solucionar los problemas de piratería y falsificaciones de aquellas empresas propietarias de derechos de propiedad intelectual o industrial que distribuyen contenidos o productos online. A través de sus procesos automatizados combinados con sus acuerdos con Google y las principales redes sociales, la startup elimina en pocas horas los enlaces que conducen a contenidos piratas o falsificaciones. Hasta ahora, ha desindexado más de 11 millones de enlaces en Google, lo que la ha convertido en un producto atractivo para los inversores. Su último logro, una ronda de financiación serie A por 5,2 millones de euros liderada por Nauta Capital, venture capital paneuropeo.

"Nuestro objetivo es impulsar el desarrollo de nuestra tecnología de Inteligencia Artificial. Esto nos permitirá también lograr la expansión internacional e incorporar el mejor talento para construir un Internet cada vez más seguro", asegura Javier Perea, CEO y cofundador de Smart Protection. En cuando a sus líneas de actuación, Smart Protection monitoriza la red capturando y almacenando grandes cantidades de información con procesos de big data. A continuación, analiza la información combinando tecnología machine learning con expertos en ciberseguridad y, finalmente, elimina las infracciones con procesos LegalTech alcanzando más del 95% de eficacia.

"Con nuestra plataforma y servicios de protección reducimos las pérdidas en ventas de nuestros clientes y protegemos la reputación de sus marcas contra la actuación de los ciberdelincuentes", apunta Perea. A día de hoy, la startup cuenta con clientes en 18 países en Europa, Estados Unidos y Latinoamérica. Entre sus clientes se encuentran algunas de las distribuidoras de contenido audiovisual más importantes como Warner Bros Entertainment, NBCUniversal y Movistar+, entre otras. La empresa también protege emisiones en directo de partidos de fútbol como la Superliga Argentina y a grandes marcas como McAfee.

Según la International Trademark Association, las pérdidas mundiales relacionadas con la piratería digital rondaron los 760 millones de dólares en 2017 y se estima que excedan los 1.2 billones de dólares en 2022. El servicio de protección de la empresa está basado en una plataforma SaaS modular que se adapta a las necesidades de cada cliente, quien puede decidir qué canales monitorizar según dónde se ubique su problema en internet: buscadores, marketplaces, redes sociales, apps, P2P Torrent, websites de descarga o sitios web falsos.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here