antena impresion 3d

La Agencia Espacial Europea (ESA) ha recibido de Sener y Catec sus nuevas antenas de telemetría y telecomando de la misión PROBA-3, la primera misión de vuelo de formación de precisión de la ESA, y la del mundo. Pero, para el sector aeroespacial español, la entrega de este producto ha significado algo más, y es que se trata de una de las primeras antenas espaciales desarrollada con tecnología de impresión 3D metálica en el mundo, siendo además la primera fabricada en nuestro país.

Así, tanto Sener –contratista principal de la misión– y Catec han trabajado de manera conjunta desde el 2016 en el desarrollo de una nueva antena helicoidal (como en la imagen, antenas que cuentan alambres enrollados en espiral) realizada mediante impresión 3D en una aleación de aluminio y sometida a ensayos de verificación y cualificación para poder volar con la misión PROBA-3. Además, ha probado que “es viable utilizar este tipo de soluciones como alternativa a la fabricación por tecnologías convencionales cuando estas no ofrecen una solución válida”, aseguran en un comunicado conjunto.

Según el doctor Fernando Lasagni, director técnico de Materiales y Procesos de Catec, los requisitos funcionales han puesto a prueba “los límites de la tecnología de fabricación aditiva (impresión 3D) a nivel dimensional para conseguir una geometría realmente compleja en la antena”. Asimismo, para él, la experiencia que han adquirido en otros programas en los que han integrado componentes de vuelo, en aleaciones de titanio, como han hecho con Airbus para paneles solares o con CITD para Cheops, “ha sido fundamental para que Sener Aeroespacial y la Agencia Espacial Europea confíen en la validez del equipo para este desarrollo tan ambicioso”.

Por un lado, Catec –en palabras de su jefe de proyecto, Carlos Galleguillos– ha diseñado la antena con impresión 3D, integrando en ella “las reglas de fabricación para este método tan novedoso, fabricar las pruebas de validación y desarrollar el proceso de aseguramiento de calidad para la fabricación de los componentes de vuelo, todo ello siguiendo un proceso riguroso de verificación por la ESA“.

Por otro, Eduardo Lapeña, ingeniero termomecánico responsable de estas antenas para PROBA-3 ha declarado que “Sener Aeroespacial ha sido el responsable del diseño, mecanizado de las interfaces y de realizar un intenso programa de ensayos funcionales, térmicos, de radiofrecuencia y de vibración, los cuales han sido pasado con éxito [mantiene las prestaciones tanto de radiofrecuencia como termomecánicas], obteniendo el permiso de vuelo de la antena”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here