42 Madrid

Desde el pasado lunes, 300 jóvenes se enfrentan a la fase 'piscina' (prueba de selección) en el campus de programación de Fundación Telefónica, 42 Madrid. Se trata de la prueba final y el periodo más exigente del proceso, de 26 días de duración, y en el que los aspirantes a formar parte de 42 Madrid adquirirán conocimientos específicos y descubrirán los fundamentos de la programación desde cero.

Quienes la superen, accederán al curso donde, a lo largo de una media de tres años, se formarán para los empleos digitales más demandados por el mercado laboral. "Cada vez más están apareciendo nuevos perfiles digitales como big data, ciberseguridad, blockchain o videojuegos. El 80% de los jóvenes trabajarán en puestos que no existen todavía", explica Laura Castela, responsable de 42 Madrid. En este sentido, Fundación Telefónica ha creado la plataforma Conecta Empleo, una  herramienta de inteligencia artificial que rastrea en tiempo real los perfiles digitales más demandados en España y establece itinerarios formativos personalizados para cada uno de ellos. "De esta manera, y gracias a la tecnología, podemos hacer un análisis predictivo para anticiparnos a lo que van a demandar las empresas", añade Castela.

El curso arrancará en Distrito Telefónica el próximo 4 de noviembre con los primeros admitidos, en un campus con una capacidad máxima para acoger 900 alumnos. De hecho, ya está programada otra 'piscina' para el 2 de octubre, también de 26 días de duración, a la que se presentarán otros 300 candidatos. Hasta ahora, más de 15.200 personas ya se han registrado en España para aspirar a formar parte de este modelo formativo que, en los países en los que se ha puesto en marcha, ha obtenido como resultado una inserción laboral del 100% y ha puesto en contacto a los futuros candidatos con las empresas.

[Te puede interesar: Por qué el futuro del trabajo pasa por profesiones que todavía no existen]

Por primera vez en España

42 Madrid llega por primera vez a España. Abierto a alumnos a partir de 18 años en adelante no requiere de titulaciones ni formación previa, es gratuito, presencial y está abierto en el edificio Norte 3 de Distrito Telefónica 24 horas al día, los 365 días del año, para que los alumnos puedan trabajar y aprender a su ritmo. Se trata de un campus en el que se "aprende a aprender" a través de la 'gamificación', y en el que priman el trabajo colaborativo, el esfuerzo y la constancia.

El campus está pensado para aquellos que han sido capaces de anticiparse a los empleos más demandados. Su pedagogía forma también en las aptitudes más valoradas por las empresas, como la resolución de problemas, el pensamiento crítico, la gestión de equipos, la coordinación con los demás, la toma de decisiones, el compromiso, la negociación y la flexibilidad cognitiva. Castela define la metodología del campus como "un cambio de filosofía y de mentalidad diferente a lo que estamos acostumbrados a ver".

"Una escuela viva"

Así la define Laura Castela, que valora a su vez el proceso de aprendizaje basado en "una metodología diferente". En la actualidad existen 250 proyectos que van creciendo y actualizándose constantemente. Éstos se organizan de acuerdo a un árbol de programación con 21 niveles, al cual los estudiantes se enfrentan, como si de un videojuego se tratase, superando las fases y adquiriendo conocimientos competenciales. Es decir, es un modelo educativo donde el alumno elige libremente su camino y en el que la colaboración es una máxima, siguiendo el concepto peer to peer (entre pares): no se puede avanzar en los niveles si no se trabaja de manera colaborativa, ya que los propios alumnos se evalúan unos a otros. "Queremos aportar un nuevo paradigma de la educación que se adapte a la revolución tecnológica que estamos viviendo", confirma la responsable.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here