Objetivos 2030

Con la colaboración de

Cosentino

Predicciones climáticas que paliarán crisis energéticas

Científicos del BSC muestran cómo cambios en los patrones de circulación atmosférica pueden afectar a la generación de energía renovable
predicciones climaticas bsc

El Barcelona Supercomputing Center - Centro Nacional de Supercomputación (BSC-CNS) ha presentado un estudio realizado por científicos del Departamento de Ciencias de la Tierra -y liderado por dos de sus miembros, Francisco Doblas, director, y Llorenç Lledó- en el que muestran que las predicciones climáticas pueden solucionar crisis energéticas.

Básicamente, la idea es que, por primera vez, se ha mostrado cómo las teleconexiones -esto es, los cambios en los patrones de circulación atmosférica a escala planetaria- pueden afectar a la generación de energía renovable, sobre todo, en los países europeos.

"Más allá de la mitigación del cambio climático, la crisis energética que está viviendo Europa envía un mensaje claro: nuestro sistema eléctrico necesita avanzar hacia mayores cuotas de renovables para lograr la independencia energética. Y eso solo se puede conseguir con una mejor comprensión y capacidad de predicción de las oscilaciones meteorológicas y climáticas que afectan a las fuentes de energía renovables", declara Francisco Doblas.

Las teleconexiones

El principal método de predicción, para los investigadores, son las teleconexiones, estos índices numéricos que resumen los movimientos de aire alrededor de la Tierra y conectando las condiciones meteorológicas de regiones alejadas entre sí. En Europa hay cuatro: la Oscilación del Atlántico Norte (NAO), la del Atlántico Este (EA), la del Atlántico Este/Rusia Occidental (EAWR) y el patrón escandinavo (SCA).

Llorenç Lledó, por su parte, explica que teleconexiones como la NAO “ya han demostrado ser útiles para el sector eléctrico europeo a la hora de explicar episodios recientes de baja generación de energía eólica o de alta demanda energética. Con este estudio mostramos cómo las predicciones climáticas estacionales de las teleconexiones pueden informar con meses de antelación de un posible riesgo de baja producción de energía renovable, al tiempo que puede servir para informar mejor a los responsables de tomar decisiones al respecto".

De ahí que se proponga una metodología que transforme las predicciones climáticas estacionales de estas cuatro teleconexiones en previsiones de energía eólica y solar.

Contexto del estudio del BSC

El trabajo sobre predicciones climáticas realizado por científicos del BSC, que se ha publicado en la revista Renewable Energy, ha sido financiado por la Unión Europea a través de su programa Horizonte 2020 y el Ministerio de Ciencia e Innovación.

Este estudio nace a raíz de un reto: el compromiso de la Comisión Europea en convertir al continente en ser el primero en tener cero emisiones netas de gases de efecto invernadero para 2050. “El gran cuello de botella para conseguir este gran reto es la descarbonización del sector energético”, aseguran desde el BSC.

La cuestión es que uno de los grandes limitantes del suministro de las renovables es la dependencia de la meteorología; condiciones atmosféricas como la velocidad del viento o la temperatura, que a su vez son inciertas debido a la variabilidad natural y al cambio climático, pueden afectar a infraestructuras eólicas o solares.

“Por ello, los resultados son de especial relevancia para el futuro de los sistemas eléctricos en Europa, ya que proponen un método para prever variaciones en la generación de energías renovables con meses de antelación mediante predicciones climáticas”, explican los autores en el estudio.

Así, según el propio BSC, estas predicciones climáticas “pueden ser de gran utilidad para los operadores de las redes eléctricas con el fin de programar fuentes de energía alternativas; a los comercializadores para estimar los precios de la electricidad; y a los gobiernos para prevenir las crisis en los precios de la energía”.

Relaccionadas