Nuevo método para detectar directamente alérgenos en cosméticos

cosmeticos y alergenos

Se considera que entre un 1% un 3% de la población europea es alérgica a elementos químicos utilizados en detergentes y cosméticos para obtener una fragancia determinada. Se trata de alérgenos y la Unión Europea obliga a indicar en la etiqueta de estos productos si los contienen. Sin embargo, actualmente existen muy pocas metodologías analíticas que permitan determinar el contenido de estas sustancias de manera sencilla.

Por ello, investigadores de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM) han desarrollado un nuevo método de análisis para la determinación directa de alérgenos como el atranol y el cloroatranol en diferentes productos cosméticos. Para ello el trabajo, que se publica en la revista Electroanalysis, se basa en la técnica de la cromatografía líquida de alta resolución (HPLC) con detección electroquímica (ECD).

Entre las sustancias naturales identificadas como fragancias alergénicas se encuentran los extractos naturales obtenidos del conocido como musgo de roble, que se emplean principalmente en productos cosméticos masculinos, como lociones para después del afeitado y perfumes. Sin embargo, la presencia de esta fragancia natural se considera como la causa más frecuente de alergia por contacto en productos de consumo y, de hecho, el atranol y el cloroatranol se encuentran entre sus 170 compuestos.

Detección directa

La principal aportación de este método radica en que “permite determinar directamente el contenido de ambos alérgenos en productos cosméticos sin necesidad de llevar a cabo el pretratamiento de la muestra”, tal y como ha explicado el investigador Jesús R. Procopio.

Además, la metodología resulta más económica y sencilla que las habituales, ya que los investigadores han utilizado un cromatógrafo de líquidos de alta resolución (HPLC) acoplado a un detector electroquímico (ECD). Todo ello, sin que se pierda precisión, pues según han señalado los investigadores, las concentraciones mínimas de atranol y cloroatranol que pueden ser cuantificadas son del mismo orden. De hecho, “en las condiciones óptimas de análisis ambos alérgenos pueden ser cuantificados en el intervalo de microgramo de alérgeno por mililitro de muestra con buena exactitud y precisión”, han concluido desde el equipo los investigadores.

1 Comentario

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here