No todo va a ser jugar: futuro profesional en los eSports

futuro profesional en los videojuegos

Que los eSports son un valor al alza es un hecho. Millones y millones de jugadores de todo el mundo, sobre todo los más jóvenes, ya sueñan con convertirse en profesionales de los deportes electrónicos, como sus ídolos. CS:GO, League of Legends el DOTA 2 hace que sus representantes estrella ganen ingentes cantidades de dinero por “solo” (adverbio injustísimo que se suele utilizar con ligereza entre algunos medios) jugar al ordenador. Pero hay que tener algo claro: no todos puede llegar a ese nivel, como en otros deportes no todos van a llegar a las más altas cotas de excelencia.

El mundo de los videojuegos, la industria que ha superado al cine en cuanto al retorno de la inversión, está dando fuerte, y eso es innegable. Por ello, muchos ya empiezan a encaminar sus estudios hacia profesiones relacionadas con este sector. Telefónica, con su evento Game Day, celebrado el pasado viernes, ha intentado arrojar un poco de luz sobre un área que, si bien es reconocida en todo el mundo, todavía guarda algunas incógnitas sobre su funcionamiento interno.

El encuentro, presentado por Andrés Naranjo, del área de Ciberseguridad de ElevenPaths, ha girado sobre todo en los posibles trabajos a desarrollar en el ámbito de los videojuegos. Naranjo, gamer experto de 44 años, ya dio algunas de las claves en su discurso: y es que, aunque a todos les gusta jugar, no todos van a poder convertirse en profesionales. O en desarrolladores. Hay otras profesiones relacionadas que tienen un gran valor, y que son tanto o más relevantes para el sector como las más técnicas.

Por ejemplo, la Psicología. Raúl Campos, psicólogo deportivo especializado en eSports ha explicado a los chicos allí presentes algunos de sus logros en equipos profesionales, así como el cambio de tendencia a la individualización de las terapias para jugadores, o el papel de estos profesionales en las estrategias y tácticas de los equipos. O el propio ámbito del Periodismo y la Comunicación Audiovisual, como Inés Barriocanal: gamer desde bien pequeña, siempre quiso trabajar siguiendo cercana al mundo del videojuego. Su consejo: prepararse para ser un todoterreno, pues aunque ya hay medios especializados de gran relevancia en nuestro país, todavía les falta un empujón para que se valoren de verdad.

En el Game Day también estuvieron Javier Balas y Arantxa López. El primero, un reconocido actor de doblaje, también ha trabajado en el campo de los videojuegos poniendo voz a algunos de los personajes más queridos de la audiencia –como Nathan Drake, de la saga Uncharted–. La segunda, árbitro profesional de eSports (concretamente, CS:GO), combina esta ocupación con su otro oficio, la consultoría. López avisó: si se quiere, se puede tener siempre un pie metido en el sector que más te gusta.

Federico Peinado, profesor de Videojuegos de la Universidad Complutense de Madrid, y Tatiana Delgado, CEO y desarrolladora de Daedalus, han representado la parte más técnica del evento. Muchos jóvenes se han interesado por el mundo del desarrollo del videojuego, pero estos dos profesionales se lo dejaron claro: en este sector no todos los juegos son triple AAA (los más grandes del mercado). Hay un sinfín de oportunidades. Como las que les ha mostrado, por último, Jesús Luengo, CEO de Artax Games: “lo primero que hay que tener en cuenta son las posibilidades que tiene cada uno, y a partir de ahí, trabajar conforme a esas posibilidades siendo siempre fiel a uno mismo y al videojuego que quiere crear. Y, sobre todo, hacer siempre lo que uno quiere, no lo que le impongan los demás”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here