Los parques científicos sacan músculo y ya albergan más de 8.000 empresas

parques cientificos
Parque Científico de Madrid

Los parques científicos y tecnológicos de España ya albergan un total de 8.013 empresas que facturaron más de 27.000 millones de euros el pasado año. Con estas cifras, la Asociación de Parques Científicos y Tecnológicos de España (APTE) ha reunido a sus representantes en su segunda asamblea general en la que los parques se han reivindicado como pieza indispensable dentro del ecosistema de innovación español.

El número de empresas presentes en la red de parques científicos de nuestro país subió el año pasado casi un 3%. Un avance muy similar al que ha experimentado su volumen de facturación a lo largo de 2017. Otros datos puestos en valor por APTE han sido que entre todas estas compañías dan empleo a casi 170.000 personas y que su inversión en actividades de I+D+i superó los 1.000 millones de euros. Por sectores, las TIC siguen siendo las más representadas y suponen el 23,1%, seguido de la Ingeniería, Consultoría y Asesoría (19,2%) y el ámbito de la Medicina y la Salud (6,1%).

Se trata de unas cifras que, según Felipe Romera, presidente de APTE, demuestran cómo “los parques científicos y tecnológicos son elementos indispensables y conectores del sistema de innovación español. Son organismos intermedios que provocan las relaciones entre los agentes del sistema de innovación que dan lugar a los procesos de transferencia de conocimiento, tecnología e innovación. Son, además, dinamizadores de las economías locales y regionales de las zonas en las que están ubicados y dinamizadores de la economía española en su conjunto, ya que en los parques se concentran las empresas y entidades más innovadoras de nuestro país”.

Romera ha señalado como una de las claves fundamentales del éxito de los parques científicos la apuesta que hacen por la innovación. Y pone como muestra de ello que el 20% de los puestos de trabajo generados por las empresas presentes en estos parques se dedique a tareas ligadas con la I+D+i. “Esto dice mucho de las características de las entidades que se ubican en los parques y el fuerte compromiso que tienen por la innovación y la competitividad, ya que aunque, aunque la financiación pública para actividades de I+D ha bajado, ellas han seguido apostando por este objetivo”, ha incidido.

En opinión de Romera, es necesario apostar por “la I+D y por un modelo económico basado en la aplicación del conocimiento para generar riqueza”. Sólo así, ha afirmado, se podrá “fortalecer nuestro sistema de innovación y nuestra economía en general”. Por ello, ha instado a “que se dé prioridad a las políticas públicas de apoyo a la I+D”.

¿QUÉ QUIERO SER DE MAYOR?

Asimismo, APTE también ha presentado el estudio ‘¿Qué quiero ser de mayor?’, con ejemplos de estudios científicos y tecnológicos y sus posibles salidas profesionales. El documento forma parte de la iniciativa ‘Ciencia y Tecnología en femenino’ cuyo objetivo es lograr que aumente el porcentaje de alumnas que eligen la especialidad de ciencias o tecnología en educación secundaria y opten, posteriormente por carreras científicas o tecnológicas.

Tal y como ha resaltado el presidente de APTE, este documento “va más allá de un simple acercamiento de la ciencia y la tecnología a la sociedad y lo que persigue principalmente es explicar, con un lenguaje adaptado al público objetivo, (alumnas de entre 1º y 3º de ESO), cuáles pueden ser las salidas profesionales de estudios relacionados con  la ciencia y  la tecnología para animarlas a que se decanten por ellos en el futuro”. Todo ello, ha concluido Romera, se enmarca dentro de los objetivos de los parques científicos “en la labor de divulgación de la ciencia y la tecnología que se produce y se desarrolla en sus recintos”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here