[jet_engine component="meta_field" field="antetitulo"]

El lenguaje del siglo XXI, totalmente gamificado en la plataforma FunTech Rocket

Esta EdTech enseña programación y código a los más pequeños mediante distintos juegos que permiten alcanzar recompensas
Esther Elias CEO FunTech Rocket

Sembrar para recoger. El lema de las EdTech como FunTech Rocket parece basado en ese refrán. Esta, en concreto, es una plataforma totalmente gamificada que permite a los pequeños aprender programación mediante juegos. Que comprendan a través de los distintos retos que van superando este lenguaje les permitirá “aprender la habilidad más demandada” por las empresas. “Y les dará una importante ventaja competitiva en el futuro”, agrega la CEO & Founder en FunTech Rocket, Esther Elías.

De una forma “gradual, estructurada, flexible y autónoma” van adquiriendo las habilidades relacionadas con el coding. Lo están descubriendo los alrededor de 300 alumnos que juegan en FunTech Rocket y acumulan ‘Rocket coins’ que desbloquean premios. Elías destaca, además de las señas diferenciadoras de su startup ya mencionadas, la libertad de aprender “dedicando tan solo 15 minutos al día”.

Insiste varias veces durante la entrevista en hablar de la programación como “la habilidad del futuro”. Si antes era el inglés, hoy el turno es para quien sabe programar.

“Aprender programación es como aprender cualquier otro idioma. La plasticidad cerebral de los niños es una pasada. Los niños pueden aprender a programar desde edades muy tempranas, dotándolos de una importante ventaja competitiva. ¿Por qué no aprovechar ese beneficio? Los expertos igualmente coinciden, cuanto antes empiecen a programar, mejor”, argumenta.

Elías tiene tan claro que esta será la habilidad “que marcará la diferencia” que prevé la expansión de FunTech Rocket. Para este año, de momento, prevén crecer y asentarse en España. A la vez, en paralelo, comenzar la expansión por Latinoamérica. Según cuenta, están ultimando la plataforma B2B y empezarán a vender su Software as a Service (SaaS) “en los primeros colegios”.

Con las mujeres STEAM

Además de formar en programación, la startup ya impulsa un programa de becas para niñas junto a Inspiring Girls. Junto a esta asociación lanzan un concurso para que ellas presenten su proyecto. De entre los presentados, se seleccionaron diez: “las ganadoras obtuvieron, de manera gratuita, una suscripción anual a nuestra plataforma”, explica.

La propia fundadora sabe que la industria EdTech está en pleno crecimiento. Pero también el equipo de FunTech Rocket es “muy consciente” de la brecha de género “existente” en el ecosistema tecnológico. “Es por esto que unimos fuerzas con otras organizaciones e iniciativas con las que compartimos valores y objetivos”, comenta respecto a este programa de becas.

Detrás del nombre se esconden tres ideas. Elías, psicóloga de formación, desgrana la esencia de cada una. ‘Fun’ (divertido en inglés), expresa la gamificación de la plataforma, porque “es muy importante que los niños no sólo aprendan sino que también se diviertan”. ‘Tech’ representa el espíritu tecnológico de la startup.

En último lugar, está ‘Rocket’. Para su fundadora, es la “propulsión que tendrán los niños en el futuro por contar con conocimientos de programación y código”. Y quién sabe si, algún día, estos servirán para que alguno de ellos alcance el lugar donde se inspira la interfaz de los juegos: el espacio.  

Relacionadas