La nanociencia como clave para afrontar los retos del siglo XXI

Premios de Fisica

La nanociencia y el importante papel que debe desempeñar para afrontar los principales retos que la humanidad tiene por delante en el siglo XXI han sido los protagonistas de la IX edición de los Premios de la Física entregados por la Real Sociedad Española de Física (RSEF) y la Fundación BBVA. Entre los principales desafíos, ambas organizaciones han señalado la búsqueda de nuevos tratamientos biomédicos y el desarrollo de energías limpias frente a la amenaza del cambio climático, como dos de los principales.

El objetivo de estos premios, dotados con un total de 50.000 euros,  es valorar la investigación de alta calidad en la física, estimular a los investigadores más jóvenes y fomentar la relación de este campo de la ciencia con los sectores empresarial y educativo. De esta forma, buscan resaltar el protagonismo de los científicos como un elemento nuclear del avance social. Francisco González, presidente de la Fundación BBVA, ha afirmado que “las ideas nuevas y buenas son los ladrillos del progreso, en todos los ámbitos del desarrollo humano”. En este sentido ha resaltado que “la ciencia ofrece un método de pensamiento que fomenta su búsqueda. Los científicos son, desde ese punto de vista, un elemento nuclear del avance social”.

Los principales galardonados  de esta IX edición, presidida por la secretaria de Estado de I+D+i Carmen Vela, centran sus trabajos en la nanoescala de los átomos y las moléculas. Así, la Medalla de la RSEF ha recaído en Ángel Rubio Secades, referente mundial en simulación de materiales y uno de los físicos más influyentes de la última década, por su investigación para entender, predecir y controlar el comportamiento de la materia a escala molecular. Esta predicción se obtiene a través de Octopus, un programa de cálculo creado por él, de acceso libre, que permite simular qué propiedades tendrá un nuevo material si se le somete a diferentes estímulos.

Por su parte, Laura Lechuga Gómez ha recibido el Premio Física, Innovación y Tecnología. Es pionera en España en el desarrollo de biosensores y, de hecho, ha creado unos nanofotónicos que podrían ser empleados para, por ejemplo, detectar marcadores de cáncer de manera precoz, antes incluso de que los síntomas se manifiesten. En concreto, Lechuga trabaja en dos prototipos para detectar cáncer de colon y tuberculosis.

En la categoría de Investigador Novel en Física Teórica, el galardón ha sido para Alejandro Manjavacas Arévalo, de la Universidad de Nuevo México (EEUU), y cuya trayectoria sobresale en el ámbito de la nanofotónica, que se ocupa de la interacción entre luz y materia a escalas nanométricas. Y el premio al Investigador Novel en Física Experimental ha sido Andrés Castellanos Gómez, investigador en el Instituto Madrileño de Estudios Avanzados IMDEA-Nanociencia, que trabaja con materiales bidimensionales, que como el grafeno, tienen sólo un átomo de grosor y propiedades excepcionales.

Finalmente, el Mejor artículo de Divulgación en las publicaciones de la RSEF ha sido ‘La canalización iónica en cristales: cuando la sombra de los átomos permite detectar defectos’, de Andrés Redondo Cubero, de la Universidad Autónoma de Madrid. Se trata de una técnica poco conocida que sirve como control de calidad de materiales y puede suponer un gran ahorro de costes a la industria de la microelectrónica en la fabricación de transistores.

Nanociencia como gran respuesta

Las aportaciones de los premiados este año, según ha apuntado el presidente de la Fundación BBVA Francisco González, “demuestran con claridad que ampliar las fronteras de lo conocido es una actividad con un profundo impacto en nuestra vida”. En su opinión, el nanomundo es “uno de los territorios donde los sentidos humanos no llegan, pero que la física ha conquistado para nosotros”. Un logro que, en definitiva, puede dar respuesta a los principales desafíos de la humanidad en el siglo XXI como pueden ser el diagnóstico, monitorización y tratamiento de enfermedades como el cáncer o la diabetes, el desarrollo de energías limpias, la optimización de la computación clásica y desarrollo de la cuántica, etc.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here