Guarnicionería Dorantes, Premio Nacional de Artesanía 2015. “El artesano deja parte de su ser en cada pieza”

Francisco Dorantes en el taller. Imagen: Guarnicionería Dorantes
Francisco Dorantes en el taller. Imagen: Guarnicionería Dorantes

El ministro Soria entregó ayer el Premio Nacional de Artesanía 2015 a Francisco Dorantes Caro, representante de la firma Guarnicionería Dorantes en la que ha sido la X edición de los galardones. Convocados por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo a través de EOI y su cátedra Fundesarte, en esta ocasión se han registrado 82 candidaturas procedentes de todo el país, de las que 15 finalistas optaron a las cinco categorías a concurso.

Ubicada en la localidad sevillana de Lebrija, la empresa familiar Guarnicionería Dorantes ha sido destacada por el jurado “por su reconocida trayectoria en el ámbito nacional e internacional, además de su compromiso tanto con el oficio artesano como con la evolución y la difusión de la guarnicionería histórica y el enganche tradicional”. Especializada en la restauración y conservación de guarniciones históricas, la empresa fue seleccionada en el año 2005 para trabajar con la Casa Real española.

A los 14 años Francisco Dorantes comenzó en el oficio con su primer maestro. Era sólo el principio. “Nací en una pequeña granja sevillana, y siempre he estado vinculado al mundo del caballo”. Tras formarse en Lebrija, estudia con otros maestros en la provincia y en la capital andaluza. “Después, en Córdoba, trabajé la técnica del cordobán, hice zapatos… ¡Hasta he vendido pulseritas en la playa!” explica a este medio Dorantes, que a sus 39 años se quita de un plumazo todo mérito de lo logrado hasta hoy. “Yo no soy nadie, sino un poco de cada uno de los que me enseñaron la profesión”. Una humildad que trasmite al hablar del galardón recibido ayer. “No niego que es una sorpresa. Es genial, pero no para mí, sino para todo el gremio de artesanos; para los artistas”.

Constancia, esfuerzo, visión exportadora o innovación son algunos de los valores genéricos de la empresa que destaca Dorantes. “En un mundo globalizado, de producciones en serie, disponer de algo exclusivo y único tiene un valor, que no suele ser económico, pero que siempre es sentimental. Por eso la artesanía siempre estará ahí”. Una defensa de las cosas bien hechas en las que las nuevas generaciones tienen mucho que ver. “Hablamos mal de la juventud, pero son los que están empujando todo este movimiento hasta situar a la artesanía en la senda que le corresponde. Estamos en un buen momento gracias a que tienden a conservar, a respetar… Han vivido el bienestar y las vacas flacas, así que tienen mayor conciencia, saben que proteger las cosas te hace más rico. Algo que está hecho para ti puede durar toda la vida. El artesano deja parte de su ser en cada pieza”.

"En el taller hacemos de todo", explica Francisco Dorantes
“En el taller hacemos de todo”, explica Francisco Dorantes. Imagen: Guarnicionarías Dorantes

Resume su actividad en repartir ilusión. “Trasportamos a la gente a otra época, les hacemos felices”. La afición por el caballo y su tradición, en especial en el tiempo que arranca a finales del siglo XVIII y las evoluciones vividas en el XIX es mimada por Dorantes y su equipo. Pero su actividad va más allá de lo ecuestre –arneses o restauración de parte de los carruajes clásicos. “En el taller recuperamos piezas de cuero, trabajamos el metal, la orfebrería, la fundición…Hacemos de todo”.

Sin renunciar a las manos, las nuevas tecnologías son recibidas con los brazos abiertos. “Hoy podemos ver con mucho más tino los desperfectos de una pieza gracias a la fotografía luz rasante y, a la hora de diseñar, el 3D ha supuesto un antes y un después”- concluye Dorantes.

Premiados en otras categorías

La empresa salmantina Luis Méndez Artesanos ha sido galardonada con el Premio Producto, que reconoce al mejor producto o colección de los últimos dos años, por su colgante “El jardín”. Fundada en 1928, esta firma es un referente en la recuperación de la filigrana para la joyería contemporánea, técnica introducida por griegos y fenicios en España y Portugal. “La tercera generación de orfebres de este grupo familiar de artesanos ha mantenido a lo largo de los años este antiguo oficio como pilar de su producción, pero sin descuidar una constante evolución y la búsqueda de colaboraciones con otras disciplinas”- añade el comunicado remitido por el MINETUR.

El Premio al Emprendimiento, que reconoce al emprendedor o empresa emprendedora que hayan destacado por la introducción de nuevos conceptos, ha recaído en Abadía de Collado Hermoso, con sede empresarial en Madrid. Bajo la marca Ábbatte crea objetos textiles realizados a mano con fibras naturales y un diseño basado en los efectos estructurales de los materiales. Ha contribuido “notablemente” a preservar y poner en valor parte de la tradición textil segoviana en el monasterio cisterciense de Santa María de la Sierra, en el que se lleva a cabo el milenario oficio del tejido a mano.

Foto de familia del acto de ayer. Imagen: MINETUR
Foto de familia del acto de ayer. Imagen: MINETUR

Por su parte, el Cabildo Insular de Tenerife ha merecido el Premio Promociona para Entidades Públicas por su ‘Plan Insular de Artesanía’ mientras que el Premio Promociona para Entidades Privadas ha sido para la Asociación Profesional de Artesanos de Aragón “por la consolidación de la Feria de Cerámica Contemporánea, CERCO, que en 2015 celebró su XV edición”.

La entrega de premios ha supuesto a su vez el acto inaugural de los Días Europeos de la Artesanía, que se celebran en 19 países del 1 al 3 de abril. Municipios de toda España han preparado un programa con más de 230 actividades gratuitas para todos los públicos, “con intención de acercar a la ciudadanía la realidad de los oficios artesanos”- según informaba el Ministerio.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here