Un guante mexicano para percibir la temperatura o la rugosidad de objetos virtuales

PowerClaw ha sido creado por la empresa Vivoxie
PowerClaw ha sido creado por la empresa Vivoxie

Vivoxie, empresa mexicana especialista en soluciones de voz sobre IP e interfaces hápticas, ha lanzado un guante llamado PowerClaw que permite al usuario percibir la temperatura de los objetos, ya sea frío o caliente, así como rugosidad al interactuar con los mismos en mundos virtuales. La compañía estará presentando este avance en Gamescom 2016, el cual tendrá lugar en Alemania a partir del 17 de agosto.

“No hay nada igual en el mercado”, explica Alyed Tzompa, director general de Vivoxie. “Con PowerClaw la experiencia en realidad virtual nunca será la misma porque con este guante vas a sentir el frío del viento en tus manos, el calor de un volcán o la rugosidad de la piel de un rinoceronte –continúa-. El año pasado lo presentamos como prototipo en Alemania y las personas se sorprendían al sentir que un dispositivo pasaba de calor a frío”.

Según sus palabras, este desarrollo puede aplicarse para soluciones de educación a distancia, telemedicina, rehabilitación, videojuegos, manejo de productos peligrosos o en una estación espacial. Con soluciones de este tipo la atención de un doctor en zonas rurales dejaría de ser un reto, ya que a distancia podría palpar el estómago de un paciente y tener la retroalimentación del movimiento del estómago, por ejemplo.

Muchos apoyos

Vivoxie nació en 2009 conformado por un grupo de expertos en telecomunicaciones y electrónica. Al año siguiente recibió el apoyo y orientación de los diversos programas de la Fundación México-Estados Unidos para la Ciencia (FUMEC) para impulso a empresarios con visión global de negocio, entre los que se encuentra TechBA, especialmente la sede en Vancouver, así como el programa de dispositivos móviles y el Programa de Microsistemas.

Con FUMEC, Vivoxie obtuvo financiación del Fondo de Innovación del CONACYT, participó en programas de consultoría de la Secretaría de Economía y trabajó de manera conjunta con la Universidad Autónoma de Querétaro y con las empresas MADE y Prefixa en el desarrollo del gabinete de un conmutador de voz sobre IP y de la tecnología FPGA, respectivamente. De esta manera, en 2010 y 2011 Vivoxie generó tres registros de patentes y cinco registros por derechos de autor en el área de software.

Además, Vivoxie recibió respaldo de la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla, de la Universidad Autónoma de Querétaro y del Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Huichapan.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here