España lidera la seguridad de la navegación marítima por satélite

GMV SEASOLA navegacion maritima seguridad

La Agencia Espacial Europea (ESA) y la Comisión Europea lleva desarrollando desde hace tiempo un sistema de aumentación por satélite que completa el servicio GPS en todos los estados europeos. En este proyecto, llamado EGNOS (European Geostationary Navigation Overlay Service), ha participado desde sus inicios la compañía española GMV –concretamente, desde el año 1999–, por eso no ha sido casualidad que la hayan elegido para liderar SEASOLA, un proyecto que pretende extrapolar todo el potencial de este servicio, que mejora año a año, al sector marítimo.

Cabe decir que los sistemas de navegación por satélite (GNSS) ya están plenamente integrados en la sociedad civil como servicio de geolocalización y guía, pero la tecnología desarrollada tiene un potencial de uso mucho mayor. Lo que no es ninguna sorpresa. Sin embargo, su aplicación al sector marítimo no había sido tan clara. Aunque, a día de hoy GPS, GLONASS, Galileo ya están operativos, necesitan del apoyo de sistemas de aumentación de señal con objeto de cumplir con unos requisitos óptimos de servicio.

Por ello, el consorcio que lidera GMV ha realizado una campaña de datos a bordo de un carguero de la compañía MacAndrews en el trayecto Sevilla-Tenerife-Las Palmas-Sevilla, con el objetivo de analizar las características particulares del entorno marítimo. “Esta campaña, que fue posible gracias a la gestión y disposición de Puerto de Sevilla, consistió en la instalación de cinco receptores GNSS multifrecuencia en diferentes emplazamientos del carguero. Estos receptores recogieron datos durante diferentes fases operacionales, como son la entrada en la esclusa de Sevilla, operaciones portuarias o navegación oceánica”, explican desde GMV.

De la información obtenida durante el proceso, se han estudiado diferentes probabilidades con la que se puede comprobar la seguridad de la navegación. Por ejemplo, que a pesar de las inclemencias meteorológicas sufridas durante el trayecto, la campaña pudo considerarse un éxito, “en gran parte debido a la colaboración de la tripulación del OPDR (antiguo nombre de MacAndrews) Canarias”, aclaran también en la compañía.

Con los resultados de estos datos procesados se ha podido definir con mayor certidumbre cuáles son las dificultades específicas de la navegación marítima y se han propuesto un conjunto de soluciones técnicas para abordarlos con el fin de garantizar la seguridad de la navegación.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here