Gabriela Rojas, especialista en Servicios Financieros Digitales e Inclusión Financiera

"La pobreza no es falta de dinero, sino falta de oportunidades, y con la inclusión financiera damos más oportunidades"

Gabriela Rojas, especialista en Servicios Financieros Digitales e Inclusión Financiera

En contra de lo que muchos puedan pensar, “la tecnología es el elemento clave que estábamos esperando para combatir la pobreza”. Este es el principio que ha guiado la trayectoria profesional de Gabriela Rojas (@SEGabrielaRojas), quien, lejos de ver los avances como un elemento exclusivo y diferenciador, apuesta por aprovechar el potencial de estas “herramientas escalables” para crear oportunidades para todos.

“Actualmente hay dos billones de personas en el mundo que no tienen acceso al sistema financiero tradicional”. Esta situación, en opinión de Rojas, supone un verdadero problema para este sector de la población, ya que, por ejemplo, suele quedar en manos del “típico prestamista que te cobra intereses diarios que te van desangrando”. Además, “el riesgo de perder sus ahorros es muy alto”.

Aquí entra en juego la Inclusión Financiera, que consiste en lograr que “estas personas formen parte del sistema  tradicional financiero por medio de productos que se adecuen a sus necesidades”. “No hablamos solo del crédito, sino de una gama de servicios financieros digitales, como seguros, productos de ahorro, etc.”.

Entran en juego múltiples agentes en este ecosistema. Por un lado, “los gobiernos deben establecer un marco regulatorio”. A partir de ahí, los bancos deben apostar por la inclusión financiera, pero “con una misión clara: ayudar a estas personas a salir de la pobreza”. Su consejo es que dichas entidades creen una fundación específica para este fin, colocando en ella “el ADN de la misión social”

También desempeñan un papel clave las ONGs. Siempre teniendo claro que, como señala Gabriela Rojas, la tecnología permite llegar a zonas en las que sería muy difícil actuar. Y, además, aumenta el alcance de las acciones, tal y como afirma esta especialista de Servicios Financieros Digitales de la Corporación Financiera Internacional (IFC), miembro del Grupo del Banco Mundial.

“Cuanto más jugadores haya y más clara sea la misión, mejor va a ser el impacto que haya a nivel de inclusión financiera y más personas van a poder salir de la pobreza –continúa-. La pobreza no es falta de dinero, sino falta de oportunidades, y con la inclusión financiera damos más oportunidades”.

Hay mucho por hacer, también a la hora de conseguir una igualdad real entre géneros. “Existe una brecha muy grande en el mundo en general” y ella lo ha sufrido en muchas ocasiones en su carrera profesional. “Además parezco más joven de lo que realmente soy y, cuando me siento en una mesa con directivos de bancos, la conversación se torna un poco más compleja”. También ha experimentado la exclusión laboral que sufre la mujer cuando es madre.

Cambio por la paz
Rojas es de Costa Rica, aunque vive en Colombia. “Vine de un país sin ejército a otro en conflicto”, afirma recordando la impresión que le causaba ver los primeros militares. Ahora, con el proceso de paz cambiando la realidad de su lugar de residencia, trabaja en un proyecto para emponderar mujeres desmovilizadas. “Les damos habilidades blandas para que ellas se puedan enfrentar a esta otra selva a la que ahora llegan; les enseñamos un oficio para que puedan integrase en la sociedad y se sientan parte de una red”.

Junto a su socia Yineth Trujillo (una de esas mujeres que en su día fuer reclutada), Rojas ha puesto en marca una empresa social para hacer realidad este proyecto. “Nuestro objetivo es utilizar un componente de tecnología blockchain para las certificaciones y dar identidad económica a las mujeres que pasen por el programa”, añade.

En su opinión, “el proceso de paz es una oportunidad única para conseguir un cambio social en Colombia”. “El país tiene que caminar en la buena dirección: dejar de invertir en la guerra y comenzar a invertir en la educación”, añade, insistiendo en que las mujeres deben jugar un papel crucial en esa evolución. No basta con que el Gobierno firme la paz, el proceso será real cuando la sociedad civil lo asimile.

En 2012, Gabriela Rojas fue elegida miembro de la Global Shapers Community, un capítulo del Foro Económico Mundial, que incluye a líderes con un potencial excepcional, logros y esfuerzos para hacer una contribución a sus comunidades. Este año ha sido invitada por dicho foro a participar en el Annual Meeting of the New Champions, el evento más importante de tecnología en el que se abordará el tema Achieving Inclusive Growth in the Fourth Industrial Revolution.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here