[jet_engine component="meta_field" field="antetitulo"]

Las expertas en tecnología reivindican el papel de la mujer: “Se puede y se debe”

Referentes femeninos del sector IT han compartido sus experiencias e ideas para lograr una mayor presencia de mujeres en el ámbito de las profesiones STEAM
mujeres sector it
Momento del coloquio entre diferentes expertas STEAM. (Foto: Innovaspain)

Belén García es madre de familia numerosa y lleva 22 años dedicada a la defensa en el sector aeroespacial. Se niega a pensar que la tecnología es cosa de hombres. "Ni por conciliación, ni por capacidad, ni por dificultad. Las mujeres somos perfectamente capaces de ser referentes en la industria tecnológica. Con pasión, ganas y mucho valor se consiguen las cosas", ha asegurado la directora de Tecnologías y Desarrollo de Airbus Defensa y Espacio en la jornada 'Mujeres que marcan el camino' –en el marco de la presentación del informe Mujer y Tecnología. El reto de la brecha de género para perfiles IT y propuestas para corregirlo, realizado por Experis–.

La oportunidad para las profesionales es notable: se trata de un sector con una remuneración media de 37.660 euros, lo que supera en más de 15.000 euros la media salarial de las mujeres en España, que es de 22.467 euros según datos del INE. Además, el talento IT sigue encontrándose entre los más demandados, tanto en España como a nivel global. "La tecnología evoluciona a una velocidad nunca vista antes y los retos tecnológicos que tenemos frente a nosotros son enormes. No nos podemos permitir no contar con la mitad del talento de la población mundial", ha afirmado García.

No ha sido la única recomendación compartida durante la cita. Otras expertas también han compartido sus experiencias e ideas para lograr una mayor presencia de mujeres en el sector. Desde joven, María José Vos quería ser guardia civil. Cuando se animó a ello, se encontró con su primer techo de cristal. "Por aquel entonces tenías que medir 1,65 y yo ido 1,61. Así que decidí ser ingeniera de montes". Actualmente trabaja como Talent Strategist Lead Iberia en Accenture. Avisa de que la carencia de talento tecnológico en general y el femenino en particular debilita el progreso de España. "Tanto los gobiernos como las empresas tenemos que anticiparnos a las necesidades que van surgiendo".

La clave a su juicio para solucionarlo: crear puentes entre centros de FP y Universidades. "Hay que generar acuerdos y atraer talento, pero sobre todo crear talento diseñando formaciones que habiliten a las mujeres en conocimientos tecnológicos". En la misma línea, Victoria Gómez, Data & AI Sales Leader para España, Grecia, Portugal e Israel de IBM, ha remarcado la importancia de la educación y la familia para la conquista de estos objetivos. "Solo con la diversidad se consigue fomentar y desarrollar innovación. Las empresas tenemos un papel muy relevante a la hora de ayudar a impulsar el talento femenino de las niñas, que acabarán convirtiéndose en mujeres referentes".

Las mujeres, a la conquista del mundo STEAM

"Lo diverso motiva, lo igual aburre". Patricia Úrbez, directora general de Sector Público de Fujitsu España, tiene claro que el mundo STEAM no ha sido precisamente diverso hasta ahora. "Una sólida presencia de mujeres en profesiones STEAM equivale a riqueza", ha subrayado. Además, está convencida de que el liderazgo femenino "es conciliador" porque las mujeres "estamos acostumbradas a negociar".

Es un hecho que la tecnología se ha afianzado como el centro de diseño de una nueva sociedad. Las competencias digitales serán necesarias en el 70% de los puestos de trabajo en 2030, como señala el reciente informe presentado por Experis. "Tenemos la obligación de activar palancas para atraer el talento femenino necesario y acompañarlo a lo largo de su vida profesional. El siguiente paso que debe el sector tecnológico, en general, es liderar desde un punto de vista humanista. Es decir, generar tecnología por y para las personas".

En el concepto STEAM, la 'm' de matemáticas tiene cada vez más relevancia. Anna Oró es un claro ejemplo de ello. Directora de Operaciones en SAP España, reconoce haberse dado cuenta tarde de que la mujer podía ser referente en el mundo tecnológico antes de que lo que pensaba. "Estudié la carrera de Matemáticas porque me gustaba, pero todo el mundo decía que mi única salida sería la docencia". Llegó incluso a creérselo. Pero el tiempo, afortunadamente, le quitó la razón. "Las matemáticas son el corazón de las tecnologías, también de las nuevas".

Conseguir que más niñas elijan estudios STEAM y que más mujeres sigan carreras tecnológicas "está en nuestra área de influencia", ha apuntado Oró, que considera que "el equilibrio de géneros contribuye a mejorar no sólo los resultados, sino que lo hace en un entorno más justo". La presión social, en ese sentido, ha jugado y sigue jugando una mala pasada a las mujeres. Por ello, todas las participantes de la jornada, referentes cada una de ellas en sus distintos ámbitos tecnológicos, han coincidido en una conclusión que quieren convertir en un grito de guerra que viaje de generación en generación: "Se puede y se debe".

Relacionadas