La Administración Federal de Aviación de los Estados Unidos (FAA, por sus siglas en inglés) ha aprobado por primera vez el uso de drones para servicios comerciales de entrega. La empresa de mensajería estadounidense UPS se ha aliado con la compañía de drones Matternet, con sede en California, para entregar muestras médicas con drones no tripulados en el Hospital privado y Campus de WakeMed, en el área metropolitana de Raleigh, en Carolina del Norte (Estados Unidos), según han anunciado este martes.

“El uso de drones para llevar sangre y otras muestras diagnósticas de instalaciones médicas a laboratorios centrales mejorará de manera única la eficiencia del transporte y, con menos vehículos en la carretera, generaremos menos impacto medioambiental”, ha asegurado Chris Cassidy, presidente de Estrategia Mundial para el sector salud y ciencias de la vida de UPS.

La compañía de correos UPS es la primera en EE. UU. en ofrecer de forma comercial este servicio para los centros médicos. Hasta ahora la FAA no había permitido que se usaran drones para entregas mercantiles de paquetes, solo se habían usado drones como parte de pruebas o demostraciones a menor escala, como las pruebas pilotos de Amazon o la cadena de pizzerías Domino’s, para intentar realizar entregas con estos vehículos.

Las muestras médicas serán transportadas en un helicóptero cuadrirrotor o Quadcopter M2 de Matternet. El dron cuenta con una batería de iones de litio recargable y puede transportar cargas médicas con un peso de hasta 2,2 kilos a una distancia de hasta 20 kilómetros.

El programa, supervisado por la FAA y el departamento de Transporte de aquel estado, supone un hito para la aviación no tripulada en EE. UU.. La iniciativa de tres años tiene como objetivo probar las aplicaciones prácticas de los drones mediante la asociación de los gobiernos locales con las empresas del sector privado para aprender más sobre cómo esta tecnología se puede integrar de forma segura y útil en las actividades diarias.

En ese sentido, las empresas pretenden utilizar los conocimientos adquiridos para ver cómo pueden aplicar los drones para mejorar los servicios de transporte en otros hospitales e instalaciones médicas de todo el país.

“Junto con UPS, nuestro objetivo es cambiar el status quo para la logística bajo demanda de los sistemas de salud en los EE. UU.. A través de redes de entrega de drones, nuestra tecnología permite que los sistemas hospitalarios transporten dispositivos médicos a un nivel sin precedente en relación a la velocidad y previsibilidad”, ha afirmado Andreas Raptopoulos, CEO de Matternet.

El dron despegará de una de las instalaciones cercanas de WakeMed –el sistema de salud más grande del condado de Wake– con una muestra o prueba médicas (como una prueba de sangre) y volará, en un principio, medio kilómetro hasta el hospital principal de WakeMed, en el laboratorio de patología central, al menos seis veces al día, cinco días a la semana.

Hasta ahora la mayoría de las muestras y pruebas médicas son transportadas a través del sistema de salud de WakeMed con furgonetas de mensajería. La incorporación del transporte de drones supone una opción de entrega bajo demanda y en el mismo día. Su uso puede evitar retrasos en las carreteras, aumentar la eficiencia de la entrega médica, reducir costes y mejorar la experiencia del paciente con beneficios potenciales, e incluso salvar vidas, según UPS.

La relación entre el Departamento de Transporte de Carolina del Norte y Matternet comenzó el verano pasado cuando el servicio de transporte apoyó a la firma en la realización de pruebas piloto de vuelos con drones en el campus de WakeMed, como parte del Programa Piloto de Integración de Sistemas de Aeronaves no Tripulados (IPP, por sus siglas en ingles) de la FAA.

UPS lleva unos años desarrollando nuevas relaciones y tecnologías en apoyo a la logística sanitaria para simplificar la cadena de suministro de empresas farmacéuticas, biofarmacéuticas y de dispositivos médicos. La colaboración con Matternet es su último programa y antes, en 2016, se asoció con GAVI y Zipline para entregar sangre a lugares remotos en Ruanda.

Por su parte, el equipo de Matternet se convirtió hace dos años en la primer empresa del mundo en contar con la autorización para operaciones completas logísticas con drones en áreas densamente pobladas de Suiza y ha completado ya más de 3.000 vuelos para sistemas sanitarios en aquel país. En junio de 2018 se asoció con Boeing  y es también socio exclusivo de Mercedes-Benz Vans.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here