Eduardo Matozo, ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación de Santa Fe (Argentina)

“Hay empresas que no están convencidas de que para permanecer en el mercado tienen que innovar”

Eduardo Matozo, ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación de Santa Fe (Foto de la Agencia TSS)
Eduardo Matozo, ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación de Santa Fe (Foto de la Agencia TSS)

Desde finales de 2015, Eduardo Matozo es el primer ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación de la provincia de Santa Fe (Argentina), a partir de la decisión del gobernador Miguel Lifschitz de transformar la Secretaría de Ciencia en Ministerio. “Es el reconocimiento de que el conocimiento es una cuestión clave en el desarrollo de la competitividad”, afirma. Especialista en vinculación tecnológica, su objetivo es combatir la brecha existente entre el desarrollo científico y el productivo.

“Estamos incentivando a agregar conocimiento a la producción y equipar mejor nuestros laboratorios para poder explorar otros mercados, por ejemplo, incentivando el desarrollo de tesinas que tengan que ver con las líneas de desarrollo y producción de la provincia”, asegura en una entrevista realizada por la Agencia TSS.

En su opinión, “el gran desafío está en las pymes, que no suelen tener un área de desarrollo tecnológico ni cultura de asociativismo y hay proyectos que no pueden encarar solas”. “Otro problema es que hay empresas que no están convencidas de que para permanecer en el mercado tienen que innovar”, agrega.

Puntos fuertes

Matozo también es miembro del Directorio de la Agencia Nacional de Promoción Científica y Tecnológica y director del Parque Tecnológico Litoral Centro SAPEM. Antes de ser ministro, fue secretario de Vinculación Tecnológica y Desarrollo Productivo de la UNL durante 10 años. También fue promotor y coordinador de múltiples redes de trabajo nacionales e internacionales, como la Red VITEC y la Red Latinoamericana de Buenas Prácticas de Vinculación Universidad Empresa.

Ahora su labor se centra en Santa Fe, una provincia “fuerte en biotecnología, agroalimentos y TIC”. “También tenemos un gran desarrollo en ingenierías –argumenta-. La provincia tiene una situación privilegiada en el país porque cuenta con la presencia de dos universidades nacionales con trayectoria, como son la UNL y la Universidad Nacional de Rosario (UNR), que están entre las 10 primeras instituciones en el ranking de captación de fondos nacionales destinados a ciencia y tecnología. También tenemos cinco regionales de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN) y una universidad nacional nueva, la de Rafaela. Hay dos centros científicos del CONICET y presencia del INTI y el INTA. Nuestro rol desde el Estado provincial es el de articular”.

El ministro defiende el potencial de la provincia en energías renovables, en especial solar, eólica, biomasa e hídrica, ya que tiene 840 kilómetros de costa sobre el río Paraná. “Tenemos un parque solar provincial cerca de la ciudad de Rosario y se sancionó una ley provincial a partir de la cual la provincia está dispuesta a comprarles a particulares la energía sustentable que generen”.

Retos

El organismo que él preside ya presentó junto a Ministerio de Salud, un proyecto de producción pública de medicamentos biotecnológicos. Pero hay muchos otros proyectos que están por venir. “Estamos lanzando un programa de fortalecimiento de las plataformas de innovación, como incubadoras, aceleradoras, parques y polos tecnológicos –afirma-. También estamos trabajando en el área de inteligencia tecnológica para que las empresas puedan vislumbrar cuáles son los mercados y las tendencias futuras; en el lanzamiento de un programa para la incorporación de capital humano en las pymes; y queremos impulsar el estudio de las ingenierías en la provincia”.

“En cuanto a tecnologías sociales, hemos generado, con la creación del Ministerio, un área de innovación social, que no estaba muy desarrollada en la provincia”, añade. “Nuestra apuesta a la producción de medicamentos es apenas una parte de esto, a lo que se suma el desarrollo de alimentos saludables y de viviendas sustentables para sectores que no tienen fácil acceso a estos bienes, que es un área en la que están trabajando las universidades”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here