Santander

Drones, vehículos voladores y aerotaxis: la nueva aeronáutica española quiere ‘despegar’ definitivamente antes de 2025

ENAIRE guiará el camino en la búsqueda de nuevas tecnologías digitales que permitan modernizar y mejorar la eficiencia de los servicios de navegación aéreos en el país. Airbus se ha convertido en su último socio
drones enaire
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Hace justo dos semanas ENAIRE –entidad gestora nacional de navegación aérea– comunicaba la reorganización de su equipo directivo con un firme objetivo: impulsar su nuevo Plan Estratégico ante los retos del sector. Con las miras puestas en 2025, la empresa confía en la recuperación aeronáutica poscoronavirus, además de una comunicación y cooperación más fluida entre todos los actores. En este sentido, el fomento de la I+D+i en el ámbito aeroespacial en España se ha convertido en una prioridad, como así lo demuestra el proyecto europeo U-Space, que incide directamente en la actividad de los drones y los futuros vehículos voladores y aerotaxis.

El Ministerio de Transportes, a través de ENAIRE, tiene especial interés en fomentar y apoyar la investigación y el desarrollo científico y tecnológico. El 'Plan de Vuelo 2025' de ENAIRE guiará el camino en la búsqueda de nuevas tecnologías digitales que permitan modernizar y mejorar la eficiencia de los servicios de navegación aéreos en el país. La compañía tiene, entre otras tareas, asignadas las funciones de prestación de los servicios de tránsito aéreo de control de ruta y de aproximación, así como los servicios de control aéreo. También ha asumido nuevos retos en el ámbito de la gestión de operaciones automatizadas que demandan nuevas tecnologías, infraestructuras y conceptos.

En palabras de la compañía, este escenario se presenta como "todo un reto en cuanto a garantizar las operaciones simultáneas en entornos densamente poblados, en convivencia con los drones, pero también con la aviación tripulada". Todo esto precisará, como la propia ENAIRE ha reclamado "de aeronaves avanzadas y ecológicas, y de sistemas de gestión de tráfico aéreo robustos y fiables como el U-Space".

[Te puede interesar: La Muñoza: de área industrial al hub aeronáutico del futuro]

Para el Gobierno, la implicación de ENAIRE y de la inversión pública en proyectos de innovación y tecnología prevé generar un efecto tractor sobre la industria aeronáutica que se traduzca en un impulso a la actividad y la creación de empleos de calidad. "Hay que apuntalar la recuperación de un sector afectado por la crisis e incentivar la transición digital y tecnológica del país", asegura el secretario de Estado del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana y presidente de ENAIRE, Pedro Saura. Unas palabras que ha secundado el director general de ENAIRE, Ángel Luis Arias. “En la difícil situación de crisis actual, la innovación adquiere una gran importancia como facilitador de la recuperación del sector de la aviación".

Airbus entra en escena

ENAIRE Y Airbus han llegado a un acuerdo en "un compromiso con la sociedad", como ambas entidades han definido, para el desarrollo de nuevas tecnologías digitales que permitan seguir modernizando y mejorando los servicios de navegación aérea. Este propósito exige la investigación y maduración de tecnologías en el entorno de la aviación convencional; en el campo de la aviónica y sistemas CNS; y en la facilitación de tecnologías disruptivas y soluciones integrales para la operación de vehículos autónomos, que permitan anticiparnos al despliegue y adopción temprana y segura del concepto de movilidad aérea urbana.

Sacyr

Las dos compañías se beneficiarán de la realización de pruebas de validación de nuevos sistemas, tanto de aviónica embarcada como sistemas para la provisión de estos servicios en tierra y desde satélites. En un comienzo, los esfuerzos irán destinados a dos líneas: pruebas de validación de nuevos transpondedores modo S, ADS-B y otras tecnologías de vigilancia, así como análisis conjunto de incidencias sobre estos sistemas y, en segundo lugar, pruebas de validación de nueva aviónica de navegación tanto convencional, como navegación por satélite, así como análisis conjunto de incidencias sobre estos sistemas.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Deja un comentario

Suscribete a nuestra newsletter semanal