Diverhortaliza

La diversificación y el manejo sostenible de los nuevos cultivos son los ejes principales del proyecto 'Diverhortaliza'. La iniciativa de Eroski coopera con productores de Euskadi con el objetivo de mejorar la rentabilidad de las explotaciones hortícolas de la región a través de la diversificación y el manejo sostenible de los nuevos cultivos. El Observatorio de Innovación en Gran Consumo de España lo ha incluido entre los más innovadores del sector en 2020

"Uno de los pilares sobre el que se asienta el proyecto es la diversificación de la oferta, puesto que no solo se trata de comercializar las producciones actuales, sino de recuperar variedades cuya producción se ha abandonado con el paso del tiempo y de introducir nuevos cultivos de interés comercial que desde el punto de vista agronómico sea posible producir", explica a Innovaspain la directora comercial de Productos Locales de EROSKI, Asun Bastida.

'Diverhortaliza' está cofinanciada por el Gobierno Vasco y el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (FEADER), además de la participación del centro tecnológico NEIKER Tecnalia y diversas cooperativas de productores locales. En una primera fase, la iniciativa ha seleccionado los cultivos de mayor interés comercial en el País Vasco. Posteriormente se ha realizado un análisis de los suelos de los diferentes productores participantes, y se han buscado las semillas y variedades más adecuadas para las condiciones de estos cultivos. Actualmente se están llevando a cabo pruebas de campo para la validación de algunos productos y variedades, además del descarte de otros.

"La producción y consumo local es una de las claves para la reducción de las emisiones de CO₂, así como la vertebración del territorio", asegura Bastida, quien considera que "la producción local de la totalidad de variedades demandas por el mercado es un reto complejo que requiere de una planificación y actuación conjunta entre los actores locales implicados, incluyendo la Administración Pública".

'Diverhortaliza' finaliza este año, cuando se habrán identificado las mejores variedades y formas de cultivo para producir puerro, cebolleta, brócoli, berenjena y escarola, según apuntan los responsables del proyecto en base a los resultados de los estudios efectuados durante 2019. "Nuestro proyecto es un ejemplo de cooperación y de impulso de la producción local que destaca principalmente por dos motivos: su enfoque integral, que aborda los aspectos necesarios para aumentar la producción local desde el análisis del mercado hasta la tecnificación agrícola y su alcance, ya que el proyecto implica a un volumen considerable de actores, donde cada uno de ellos colabora en su campo de experiencia para lograr un objetivo común", aporta Bastida.

El sector agroalimentario local, clave para Eroski

El modelo 'contigo' de Eroski en sus tiendas impulsa un tejido productivo agroalimentario local altamente diversificado como elemento clave para la sostenibilidad del sector y su contribución a la economía, la cultura y el paisaje del entorno cercano a cada una de sus tiendas. "Seguiremos con nuestra apuesta por impulsar un tejido productivo agroalimentario local altamente diversificado como elemento clave para la sostenibilidad del sector y su contribución a la economía, la cultura y el paisaje del entorno cercano a cada una de nuestras tiendas", revela Bastida. En la actualidad, Eroski comercializa más de 21.400 productos procedentes de más de 2.400 pequeños productores agroalimentarios de Euskadi.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here