China quiere contribuir al desarrollo de las fintech en España

fintech

El IEB, centro de formación financiera y jurídica, ha sido el punto de encuentro del ‘Primer Seminario Fintech entre España y China’ en el que ambos países han analizado la situación actual del sector Fintech en un diálogo abierto sobre el desarrollo de las fintech y sus tendencias tanto en Europa como en Asia. La cita contó con más de 20 directivos de alto nivel de impulsar el conocimiento y networking en el ecosistema de las tecnologías financieras, del que China se está configurando como una potencia mundial y tiene interés por contribuir a su desarrollo en España.

“Estamos ante una clara tendencia colaborativa, no solo en el mundo fintech sino en todos los sectores. Todo el mundo tiene interés en trabajar codo con codo para poder obtener mejores resultados”, explica a este medio Salvador Casquero, experto del programa de ‘Banca Digital, Innovación y Tecnología Financiera’ del IEB. En este sentido, el también cofundador de 2gether.global valora la colaboración entre España y China como “clave para el desarrollo de las fintech”.

Como reflejan las últimas cifras, el ecosistema fintech en España es un mercado con un enorme potencial, que durante los últimos 15 meses ha registrado un crecimiento del 41%, con la aparición de 117 nuevas startups. Se estima que este año podrían estar operativas en nuestro país cerca de 400 empresas, con un elevado impacto en la economía real, puesto que generan más de 5.000 empleos. En 2017, estas firmas captaron inversiones por un valor superior a los 120 millones de dólares.

“Nadie conoce exactamente cómo será el futuro, pero lo que es evidente es que las fintech y los bancos deberán entenderse y complementarse”, asegura Casquero, para quien “los bancos tienen algo que las fintech aún no han conseguido: una regulación concreta y la confianza”. Sin embargo, ante el auge de las tecnologías financieras, apunta que “los bancos no han podido controlar la innovación tecnológica porque, en gran medida, Internet ha democratizado todos los negocios y sectores. Ahora todo el mundo tiene derecho a jugar”.

En la misma línea, Javier Amo, director del Máster en Bolsa y Mercados Financieros del IEB y CEO de Iberiacards, explicó en el marco del encuentro que “se aprecia en aspectos sociales como la aparición de una generación tecnológicamente más avanzada y en el comportamiento de los clientes, pero también en aspectos tecnológicos como el smartphone como centro de todas las actividades o la eclosión del Big Data. Nos enfrentamos a una cuarta revolución industrial en la que las mejoras tecnológicas están aumentando la productividad y la eficiencia, lo que supone grandes beneficios económicos para las empresas, pero también un proceso de adaptación para los grandes players del sector que deben aprender de las fintech”.

CHINA, UN ‘PARTNER’ SEGURO
Meng Tian, secretario general de ASIFI, resaltó durante el encuentro que “cuatro de las cinco mejores fintechs a nivel mundial pertenecen a China”, siendo Ant Financial (perteneciente a Alibaba), la primera y PayPal, la segunda. “Asia, junto con América, están liderando el mapa fintech, pues las regionales más desarrolladas en este sector son Yangtze River Delta (China), Silicon Valley (EEUU), Greater Beijing (China), Greater London (Reino Unido), Guangdong-HK-Macau Region (China) y Nueva York (EEUU)”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here