Yeast Biocapsules son unas esferas huecas con color lechoso que albergan millones de levaduras.

Tienen varias aplicaciones, pero una de las más interesantes se centra en el proceso de elaboración del vino. Estas biocápsulas de levadura solucionan un problema muy común para los enólogos, como es el que no todo el azúcar del mosto se convierta en el alcohol del vino –lo que puede echar a perder un lote entero–. Ahí entra en juego Yeast Biocapsules, el proyecto que se ha proclamado ganador de los Premios Emilio Botín.

Además de evitar el estancamiento de la fermentación alcohólica, este producto hace que el proceso de clarificación del vino (el retirado total de las levaduras antes del embotellado) “sea mucho más sencillo”, tal y como explica Jaime Moreno, uno de los responsables de dicha innovación. El profesor de Microbiología de la Universidad de Córdoba (UCO) también destaca que las biocápsulas se pueden reutilizar por lo menos siete veces, lo cual supone un importante ahorro de costes.

Junto con Moreno, otro de los promotores es Minami Ogawa, enóloga por la University of California, Davis en Viticulture and Enology y Máster de Biotecnología por la Universidad de Córdoba. A ellos se une el equipo científico, compuesto por Rafael Peinado Amores, Juan Moreno Vigara, Juan Carlos García Mauricio y Teresa García Martínez. El área comercial está en manos de Pedro Miguel Martínez Mateo. Todos ellos agradecen el apoyo recibido a través del Programa Explorer 'Jóvenes con Ideas'.

Ya cuentan con patente y han probado la tecnología a nivel de laboratorio. El siguiente paso será el testeo a nivel industrial. “Si los resultados son positivos, la empresa se constituirá”, explica Moreno en declaraciones a Innovaspain. Para ello disponen de los 8.000 euros con los que está dotado el premio del Banco Santader, cantidad que también esperan utilizar para la compra de materiales.

Plantel de premiados

Y es que precisamente ese es el objetivo de los galardones que organizan el Campus de Excelencia Internacional Agroalimentario ceiA3 y Santander Universidades: conseguir que se pongan en marcha nuevos proyectos emprendedores del sector agroalimentario. En este caso, además de Yeast Biocapsules, se han premiado otras dos iniciativas que completan en el podio de reconocimientos.

La entrega de los premios de emprendimiento Emilio Botín 2019 se ha celebrado en la Universidad de Córdoba.

La plata ha sido para Waniyampi, proyecto de José Alberto Expósito y Antonio Pascual, egresados de la Universidad de Jaén (UJA). Consiste en la primera pastelería para mascotas online donde el cliente podrá personalizar completamente su snack mediante un configurador atendiendo a las necesidades de salud de su mascota.

El tercer premio ha sido para el proyecto Protent Farm, una idea de negocio que nace de la necesidad de introducir a los insectos en alimentación animal como una fuente proteica alternativa, sostenible y respetuosa con el medio ambiente. Los promotores son Hipólito Bernaldo de Quiros, Cristian Palma y Francisco Jurado, provenientes de la UCO.

En esta edición se ha concedido, además, dos accésit a los proyectos Ucubiome, de Rosa Jiménez (UCO) para realizar un estudio individualizado de la microbiota intestinal y poder establecer recomendaciones nutricionales orientadas a favorecer la pérdida de peso, mejora de la calidad de vida, detección de intolerancias, etc., y Exportaoliva, de Sandra Liliana y Antonio José del Arco (UJA) por un proyecto de comercialización de aceite de oliva Premium con un alto compromiso social y medioambiental.

Los ganadores obtiene una ayuda para los gastos de constitución de la empresa de 8.000 euros para el primero, 6.000 euros para el segundo, y 4.000 para el tercero y un premio en metálico de 1.000, 750 y 500 euros, respectivamente. Por su parte, el accésit ha sido dotado con 300 euros.

Los Premios Emilio Botín y el certamen A3BT forman parte del convenio de colaboración que mantienen ceiA3 y Santander Universidades desde hace ya 7 años, y que ha permitido desarrollar otras  líneas de actuación como el Programa de Doctores en Empresa, que se inició en el año 2012 como proyecto pionero en España; las ayudas para la realización de TFM en empresas, el programa Training Network Courses, una formación especializada de alto nivel en el sector agroalimentario que se han presentado en esta gala el informe de resultados con 82 TNC celebrados, 1140 alumnos, y cerca de 2500 horas de formación; y el programa de prácticas en la Oficina de Proyectos Internacionales del ceiA3 en Bruselas.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here