Acciona reforma antiguos parques eólicos para una mayor sostenibilidad

No todo es crear nuevos parques de energía eólica. Algunas antiguas infraestucturas también se reforman –como El Cabrito (Cádiz)– para seguir la senda sostenible

Acciona renovacion El Cabrito

Hace 23 años se instalaron 90 aerogeneradores en Cádiz, concretamente en la zona de Tarifa. Su potencia era de 30 megavatios, pero ya se han quedado obsoletos. Por ello, Acciona ha realizado la renovación de este parque, llamado El Cabrito, manteniendo la misma potencia, cambiando los 90 iniciales por 12 aerogeneradores de tecnología actual. Así, ha conseguido no solo impactar menos en el medio ambiente, sino incrementar en un 16% la producción energética –esto es, una media anual de 112 gigavatios por hora de energía limpia.

De este modo, 14 meses después desde que se iniciara el desmontaje de los 90 antiguos aerogeneradores –de 330 kilovatios de potencia y entre 24 y 36 metros de altura–, se han inaugurado los 12 modernos molinos, cada uno con tres megavatios de potencia (y 85 metros de alto), excepto cuatro, que tienen la mitad de potencia y 25 metros menos de altitud. Asimismo, al reducirse en 7,5 veces el número de turbinas, “se ha disminuido sustancialmente el impacto visual del parque y el nivel de sonoridad, favorecido además por la mejor tecnología de las turbinas”, indican.

El desmontaje del antiguo parque ha supuesto eliminar todas las cimentaciones, plataformas, viales no necesarios y 31 transformadores, así como la retirada y gestión de los residuos y la restitución topográfica del terreno, por lo que el proyecto ha incluido “la restauración y revegetación de las zonas afectadas por las obras mediante plantaciones, siembras, hidrosiembras y recuperación de taludes”.

De hecho, esta fase de renovación ha conllevado la adecuación del camino de acceso, la remodelación de viales internos del parque, la construcción de la cimentación de los nuevos aerogeneradores, el cableado de la instalación y la adaptación de la subestación y del edificio de control. Asimismo, y según Acciona, “la mayor distancia entre aerogeneradores en El Cabrito –entre 170 y 300 metros en el nuevo parque, frente a una media de entre 45 y los 65 metros en la instalación anterior– aporta más permeabilidad al paso de la avifauna, y la menor velocidad de rotación de las palas supone igualmente un menor riesgo de colisión”. 

El objetivo, como siempre, que toda instalación renovable, aunque en este caso sea una “renovación” en El Cabrito, sea lo más sostenible posible. De hecho, calculan que se evitará la emisión a la atmósfera de 107.000 toneladas de CO2 en centrales de carbón.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here