“He abierto una nueva vía dentro de la psicología”. Con estas palabras resume, Luz María Rincón, lo novedoso de su empresa Psicobox. Han pasado ya tres años desde que esta psicóloga manchega empezó a dar forma a lo que, hasta ese momento, era una idea. Se trata de cajas temáticas cuyo objetivo es “acercar la psicología a la gente” de forma sencilla y económica, para así también eliminar los prejuicios que aún existen en torno a ella.

Psicobox es un proyecto pionero en España. “Estuve buscando antes de ponerlo en marcha a ver si existía algo parecido en España o fuera y no encontré nada. Tres años después tampoco he encontrado nada igual dentro de la psicología”, destaca Rincón. Incluso, confiesa que muchos psicólogos se han puesto en contacto con ella, interesados por una idea que demuestra que “en psicología se sigue innovando como en cualquier otro ámbito, también gracias a las nuevas tecnologías con, por ejemplo, terapias online, gafas de realidad virtual para trabajar fobias… van saliendo cosas pero algo como esto, no”.

Las cajas, que se pueden comprar de forma individual o a través de suscripciones, se dividen en áreas: psicología infantil y juvenil, psicología y coaching empresarial, crecimiento psicológico y dificultades psicológicas… Eso, sin olvidar la psicobox de la sexualidad, que ayuda a mejorar las relaciones afectivas. En cualquier caso, Rincón recuerda que también se puede personalizar la psicobox “si el cliente nos lo pide”. De hecho, los contenidos de cada caja pueden ser diferentes: desde revistas de psicología a cuadernos prácticos, usb con información y vídeos de los psicólogos colaboradores para visualizarlos en casa con consejos e información…

Las cajas se comercializan de momento en la península y Baleares, pero no descarta la internacionalización en un futuro no muy lejano, debido a que, como confiesa la fundadora de Psicobox, se han puesto en contacto con ella varias psicólogas de fuera de España “para llevar este modelo de negocio allí a través de franquicia o algo similar”.

psicobox

En cuanto a los clientes, la mayoría son mujeres que, sobre todo, buscan “consejos que puedan aplicar a su vida”. Asegura que los hombres aún son más reacios a la psicología, un ámbito aún víctima de numerosos prejuicios. “Todavía quedan algunas ideas negativas en torno a ella y hay mucha gente que, o no puede permitirse ir a un psicólogo o que todavía tiene idear prefijadas negativas”, afirma Rincón.

La psicología, recalca, “no es para alguien que esté enfermo o esté loco. Simplemente la psicología te puede ayudar a reflexionar, a aprender, a mejorar cosas que tú ya tienes en tu bagaje: tus habilidades, tus capacidades… La psicología no es sólo para un problema grave”. En su opinión, “un psicólogo no va siempre enfocado hacia un trastorno mental, sino a mejorar, reflexionar, potenciar, planificar lo bueno que ya hay en ti, sacar tu mejor versión”.

En definitiva, Psicobox no está pensado para personas “con problemas, trastornos o patologías. Va dirigido a cualquiera que tenga interés en la psicología: que quiera aprender, que quiera conocer, mejorar sus habilidades” o conocer más sobre la sexualidad, la inteligencia emocional o cómo mejorar su autoestima. Se trata sólo de “una primera aproximación” y, de hecho, como psicóloga que ejerce a diario, Rincón sentencia que “si tienes un problema de cierta gravedad, tienes que ir a un psicólogo. El hecho de comprar psicobox no tiene nada que ver con que necesites ir a la consulta”.

No hay comentarios

Dejar una respuesta